El concejal de emergencia climática del Ayuntamiento de Barcelona, Eloi Badia, ha asegurado que si la gente no sigue con las normativas decretadas por las administraciones a la hora de ir a la playa, se verán obligados a volverlas a cerrar.

“Si llegamos a la conclusión de que las ganas de disfrutar de la playa son más fuertes que la restricción, tendremos que dar marcha atrás”, ha indicado el miembro del consistorio. Ayer fue el primer día de apertura de las zonas después de dos meses y las imágenes dejaron mucho que desear.

Bañistas en la playa de la Barceloneta
Bañistas en la playa de la Barceloneta

2.000 PERSONAS EN LA PLAYA

La Guardia Urbana se vio obligada a recordar en reiteradas ocasiones que las playas sólo están abiertas al público para pasear, practicar deporte y bañarse en el caso de que no sea una actividad recreativa pero, por contra, hasta 2.000 personas bajaron hasta el mar para tomar el sol, pasear al perro y jugar con la pelota.

FRANJAS RESERVADAS Y MEDIDAS DE SEGURIDAD

Tanto a primera hora de la mañana –de 6:00 horas a 10:00 horas– como a última hora de la tarde –de 20:00 horas a 23:00 horas– las playas continuarán estando reservadas para los deportistas federados pero para todo aquél que quiera acceder a pasear podrá hacerlo durante todo el día.

El consistorio de Barcelona, por su parte, insiste en que las franjas horarias se deben respetar y hacen hincapié en que “los vecinos de la ciudad tienen que tomar todas las medidas de prevención posibles” ante la propagación del virus.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.