Unos 40 militantes de Arran han cortado este martes el tráfico en la Via Laietana de Barcelona, ante la sede de Foment del Treball, en una acción para "señalar a los culpables de una nueva crisis capitalista" tras el coronavirus.

BOTES DE HUMO Y PINTURA

La protesta ha durado unos 15 minutos, y se ha desarrollado mediante dos grupos que cortaban ambas direcciones de la carretera, mientras los coches emitían pitidos para que les dejaran pasar, hasta que finalmente y tras leer un manifiesto se ha disuelto.

Han acompañado la acción con botes de humo de colores, y han pintado un mural sobre unas cajas de cartón con el lema El futuro es lucha en el presente, frase que también estaba escrita en sendas pancartas de cada grupo.

En un manifiesto que han leído en el transcurso de la acción han asegurado que cuando empezó la crisis derivada por el coronavirus "la patronal Foment del Treball instó a recortar impuestos a las grandes empresas y a facilitar despidos", y han lamentado que a su juicio las empresas les hicieron caso.

"EL CULPABLE ES EL CAPITALISMO"

"Estas cifras indican un 30% de paro encubierto, indican una situación de máxima emergencia social, indican precariedad de la vida e incertidumbre para la clase trabajadora. El culpable es el capitalismo", han asegurado los jóvenes de Arran.

También han dicho que la situación se agrava en el caso de las mujeres trabajadoras porque sufren más precariedad y vulnerabilidad, y han lamentado que aumenten los casos de violencia machista durante el aislamiento: "Contra la ofensiva patriarcal, organicémonos y defendámonos juntas".

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.