ARCHIVADO EN:

El nacimiento de Wallapop se tradujo en un éxito de la compraventa entre particulares. Personas con todo tipo de objetos de los que se quieren desprender pueden estar en contacto y llevar a cabo negociaciones hasta alcanzar un acuerdo. Lejos de la impersonalidad que esta aplicación puede suponer y en el extremo totalmente opuesto a la idea de obtener beneficios económicos por ello, se encuentra Lendi, donde el concepto del préstamo es el predominante.

NECESIDAD PERSONAL

La aplicación móvil Lendi, tal y como explica su fundador, Javier Velasco, nació de "una necesidad personal". "He viajado mucho y vivido en muchas ciudades y siempre he necesitado objetos puntualmente", asegura el CEO de un aplicativo nacido en Barcelona durante noviembre de 2017.

Velasco explica que no quiso comprar estos enseres porque cree que, como sociedad, "consumimos demasiado y esto tiene un gran impacto en el medio ambiente". De la misma manera, indica que tampoco quería "cargar con el objeto", una situación que experimentó en todas las ciudades donde iba.

Barcelona no fue una excepción y, tras llegar a la capital catalana hace cuatro años, necesitó "una llave inglesa" que no tenía. Así, la unión de estas necesidades y la idea de "consumo colaborativo" dieron lugar a Lendi.

DE BARCELONA Y EN BARCELONA

Tanto el nacimiento de esta aplicación como su funcionamiento se lleva a cabo en la capital catalana. Velasco asegura que, en estos momentos, la iniciativa cuenta con "unos 7.000 usuarios" registrados.

Los distritos que cuentan con una mayor cifra de adeptos son Sants-Montjuïc, Eixample, Ciutat Vella y Gràcia. Pese a ello, su creador insiste en que, en términos generales, la aplicación ha tenido una buena acogida en la ciudad.

FUNCIONAMIENTO

Lendi cuenta con una gran sencillez en su funcionamiento. Su fundador explica que es una aplicación que depende de la "demanda". "Pides aquello que necesitas y te ponemos en contacto con los vecinos", asegura Velasco.

Captura de pantalla 2019 10 02 a las 17.07.02
Interfaz de Lendi / LENDI

Su interfaz también está simplificada, por lo que no supone una dificultad para los usuarios. El demandante tan solo tiene que escribir el nombre del objeto que necesita, el motivo y el radio (en kilómetros) de lo que quiere encontrar. La aplicación ofrece la posibilidad de añadir una fotografía de lo que que se está buscando.

Una vez completados estos campos, la aplicación pone en contacto al usuario con vecinos que disponen este material. Se puede llegar a ellos mediante el chat interno de Lendi o mediante otras vías de contacto.

EXPANSIÓN

Velasco asegura que, pese a operar por el momento únicamente en Barcelona, planean "exportar el modelo al resto de España en unos seis meses", llevando así su idea de "consumir menos, conectar vecinos y hacer barrios más comunitarios en los que los ciudadanos se conozcan y se ayuden" más allá de los límites barceloneses.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.