ARCHIVADO EN:

Pese a que la llegada del otoño ha ido acompañada de temperaturas estivales, todo apunta a que la situación puede cambiar este miércoles. Y es que se espera que el mercurio sufra un descenso de hasta cuatro grados respecto a este martes, afectando tanto a las mínimas como a las máximas.

PRECIPITACIONES

La bajada de temperaturas puede provocar que la mínima en la capital catalana sea de 16ºC, mientras que las máximas no sobrepasarán los 24ºC.

Este descenso estará condicionado a las precipitaciones que se sucederán durante la primera mitad del día. Se espera que desde la madrugada hasta el mediodía del miércoles se produzcan lluvias que, pese a no ser de gran intensidad, tendrán un carácter constante.

REPUNTE EL FIN DE SEMANA

El descenso que se acontecerá este miércoles se mantendrá durante las jornadas del jueves y viernes, aunque se espera un nuevo repunte de las temperaturas de cara al fin de semana, especialmente en las máximas, que superarán los 25ºC.

La subida del mercurio no será tan destacada como a principios de esta semana, y dará pie a unas nuevas posibles precipitaciones y bajada de las temperaturas de cara a la próxima semana en la capital catalana.