Vermut Campari, gigante transalpino líder de las bebidas destiladas
Vermut Campari, gigante transalpino líder de las bebidas destiladas

Los vermuts de Campari España se quedan 'secos' por la pandemia

El beneficio cosechado por la multinacional italiana en la península Ibérica se desploma un 80% por el cierre de la hostelería y los hoteles

Guardar

La pandemia pasa factura al conocido vermut Campari. La filial hispana de la compañía italiana ha comprobado en carne propia como los ingresos se iban a pique por el cierre de la restauración, los hoteles y los locales de ocio nocturno debido al coronavirus. 

El grupo italiano fue fundado en 1860 y está especializado en la producción de bebidas destiladas, no alcohólicas y vinos. Está presente en más de 190 países y ninguno de ellos ha esquivado los efectos del virus.

DESPLOME DEL BENEFICIO

Su filial española, que tiene la sede central en Barcelona, declaró en 2020 un beneficio neto de 3,6 millones, un 80% menos que antes del covid-19, cuando se embolsó más de 18 millones.

Este menguado resultado es consecuencia del derrumbe de la facturación, que cayó un 47%, hasta los 11,6 millones. Por mercados, los productos vendidos en España coparon más del 80% y el resto de las ventas provino de la UE y las exportaciones a terceros países.

FONDOS PROPIOS SUCULENTOS

Lo más relevante del balance de Campari España es su extraordinaria capitalización. Dispone de unos recursos propios contabilizados en la espectacular suma de 340 millones.

La mayor parte de estos fondos corresponde a una filial americana. Se trata la firma jamaicana J. Wray & Nephew, productora de ron. Esta compañía, que le pertenece al 100%, acapara la producción y las exportaciones de ron de la isla caribeña. El preciado activo está valorado en los libros de Campari España en nada menos que 346 millones.

Fábrica de producción de Campari
Fábrica de producción de Campari

TRASLADO A BARCELONA

La multinacional italiana del aperitivo rojo aterrizó en España en 1996 y constituyó su filial en Madrid. Casi dos décadas más tarde trasladó su domicilio social a Barcelona, a las Torres Mapfre, en el puerto olímpico de la Ciudad Condal, donde hoy tiene fijada su sede para la península. La plantilla comprende 57 empleados.

Su dueña es la sociedad holding Davide Campari Milano, cuyo cuartel general está ubicado en Milán.

LÍDER EN BEBIDAS DESTILADAS

Este gigante transalpino es el sexto del mundo en el negocio de las bebidas destiladas y lidera el mercado en su país y en Brasil. También tiene una fuerte presencia en Argentina, Estados Unidos y Europa continental.

Davide Campari cotiza en la bolsa de valores de Italia. El 51% del capital está en manos de la familia Garavoglia. En su nombre, la corporación Campari está presidida por Luca Garavoglia.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.