Manuel Valls ha acusado este jueves a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y a la regidora de Mobilidad, Janet Sanz, del cierre de las plantas de Nissan en Barcelona. 

"Las declaraciones populistas de Ada Colau y Janet Sanz contra el sector del automóvil han ahuyentado oportunidades y provocado decisiones irremediables", ha expuesto Valls en un mensaje de Twitter. Valls se refiere a las declaraciones hace unas semanas de Sanz cuando se manifestó a favor de frenar la reactivación del sector automovilístico.

 

DRAMA ECONÓMICO

Valls ha valorado la decisión de Nissan como un "drama económico y humano" y ha apostado por buscar alternativas industriales y sociales para la planta industrial y sus trabajadores.

Desde el PP, el portavoz Óscar Ramírez ha lamentado que "las peores noticias se confirmen" con la marcha de Nissan de Barcelona. "¿Este era el plan de la alcaldesa Ada Colau para evitar la reactivación de la industria del automóvil?", se ha preguntado el edil.

 

 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.