El 56% de los locales de restauración de Barcelona cree que deberá despedir a trabajadores para continuar siendo viable, según una encuesta del Gremi de Restauració.

En un comunicado, el Gremi ha explicado que el 38% de los encuestados reconoce que se ha planteado cerrar definitivamente la empresa.

REBAJA EN LOS ALQUILERES

El 90% de los restauradores arrendatarios se han puesto en contacto con el propietario para solicitar una rebaja, primer durante el estado de alarma, y también durante la etapa de reactivación.

Sin embargo, solo uno de cada tres ha conseguido llegar a un pacto: "La actitud de muchos arrendadores es vergonzosa", ha dicho el director del Gremi, Roger Pallarols.

CRISIS

El 60% de los empresarios opinan que "los poderes públicos no son conscientes de la gravedad de las consecuencias que, en el terreno económico, está produciendo la emergencia sanitaria". La encuesta se ha elaborado a partir de 200 entrevistas telefónicas realizadas entre el 22 de junio y el 17 de julio.

HUNDIMIENTO DEL SECTOR

"Los ERTE pueden hacernos pensar que el golpe no ha sido tan duro y llevarnos a una falsa sensación de complacencia", ha alertado Pallarols.

Ha advertido de que "el hundimiento de la restauración avanza a pasos agigantados y obligará a todas las administraciones a adoptar nuevas medidas excepcionales".

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.