El Puerto de Barcelona quiere alcanzar los 70.000 millones de euros de valor del comercio exterior que pasa por la infraestructura en el año 2025. El Port estima esa cifra frente a los 65.000 millones actuales, además pretende superar los 40.000 trabajadores y reducir un 30% las emisiones de gases contaminantes y de efecto invernadero.

Estos son algunos de los objetivos incluidos en el IV Plan Estratégico del Puerto de Barcelona 2021-2025, que este miércoles ha presentado Mercè Conesa. La presidenta del puerto ha apostado por consolidar la posición de "hub logístico de referencia" del sur de Europa y seguir siendo un motor económico fundamental de Cataluña y de su zona de influencia.

OBJETIVOS AMBICIOSOS

Conesa ha explicado que el nuevo plan estratégico se basa en los pilares de sostenibilidad ambiental, económica y social. El objetivo es consolidar la infraestructura como un puerto "eurorregional" que cada vez dé más servicio a los mercados norteafricanos, italiano, portugués, alemán y turco. La delegada del puerto también ha puesto de manifiesto la necesidad de nuevos espacios para crecer e incrementar la actividad en los próximos años.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.