ARCHIVADO EN:

El Port de Barcelona ha impulsado un plan de choque con el que pondrá a disposición del tejido empresarial 56 millones de euros para frenar el "golpe" de la pandemia de coronavirus.

La infraestructura ha explicado que ha impulsado una serie de medidas para liberar liquidez por valor de 45,3 millones de euros, avanzando los pagos a proveedores y aplazando el pago de las tasas portuarias durante seis meses.

En la misma línea, rebajará las tasas de concesiones, de ocupación y de actividad para este año, generando un ahorro a los concesionarios del puerto de hasta 9,6 millones de euros, lo que junto a la reducción prevista en la tasa al barco, sumaría un total 10,6 millones de euros de ahorro para los operadores.

IMPORTE AVANZADO

El puerto ya ha avanzado los primeros 4,5 millones y prevé que los importes de los próximos meses puedan llegar a 14,5 millones, alcanzando 19 millones de euros en avances de pagos entre el inicio del estado de alarma y el próximo 30 de junio.

Otros 26,3 millones son la cantidad que las empresas tendrán a su alcance de liquidaciones correspondientes a servicios portuarios, debido al aplazamiento durante seis meses del pago de las tasas.

La presidenta del enclave portuario, Mercè Conesa, ha explicado que estas medidas son el paso previo de la puesta en marcha de un plan de recuperación consensuado con la Comunidad Portuaria para "recuperar tráficos, detectar nuevas oportunidades, impulsar la innovación y mirar hacia el futuro".

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.