ARCHIVADO EN:

El Festival Sónar, en la cuerda floja. Los montadores están en huelga y la respuesta de la Fira de Barcelona fue contratar a dos empresas alternativas para realizar el trabajo. A tres días de que arranque el festival, los organizadores del Sónar se están planteando cancelarlo.

La contratación de nuevos trabajadores para sustituir a los que actualmente están en huelga ha llegado a los juzgados.

TRABAJADORES ALTERNATIVOS

El Sónar, uno de los festivales de referencia mundial de la música electrónica tenía que abrir sus puertas al público de jueves a sábado, días 18, 19 y 20 de julio. Habitualmente se montan los escenarios y la escénica del festival una semana antes de que empiece, pero desde el jueves pasado, los montadores están en huelga en protesta por cómo se está llevando la negociación de su nuevo convenio colectivo, según avanza RAC1.

La respuesta ante el hecho fue contratar a dos empresas alternativas para que realizaran dicho trabajo. Frente a esta decisión, los montadores que se encuentran inactivos consideran que esta sustitución vulnera el derecho a huelga.

FALTA DE TIEMPO

Los trabajadores han llevado a los tribunales esta contratación sustitutoria de Fira de Barcelona y un juez de Barcelona ha admitido a trámite la queja. En las próximas horas tendrá que decidir medidas cautelares. Una de las que se plantea es obligar a la Fira a despedir a los instaladores sustitutos y, además, obligar a deshacer todo lo que habían realizado desde el jueves pasado -justo cuando arrancó la huelga de los trabajadores-. 

Si la justicia toma esta decisión, el festival ya ha avisado de que no habrá tiempo material para rehacer todo el trabajo y se vería obligado a cancela el Sónar de este año.