ARCHIVADO EN:

La licitación oficial de obras ha disminuido un 49% entre enero y junio de este año respecto al mismo período del año pasado y ha alcanzado los 496 millones de euros, debido a la crisis del coronavirus, según la Cámara Oficial de Contratistas de Obras de Cataluña. La entidad ha asegurado que la crisis provocada por la pandemia ha parado la licitación de obras, que ya estaba muy por debajo de las necesidades de la economía.

Según la organización. de seguir esta tendencia durante el resto del año, la licitación se podría situar alrededor de los 1.000 millones de euros, una cuarta parte de la media de la serie histórica de los últimos 20 años, con lo que "estaríamos al mismo nivel de los peores años de la crisis precedente", lo que "aboca al sector a una difícil situación.

"GRAN IMPACTO DE LA RECLUSIÓN"

La Cámara de Contratista destaca el "gran impacto" que tuvo el aislamiento de la población a partir de la segunda quincena de marzo y la progresiva reanudación de los procedimientos de licitación, a mediados de mayo, por parte de los organismo más digitalizados y, por tanto, más preparados para el teletrabajo.

La administración local sigue siendo la más activa, con el 53% de toda la licitación y un total de 264 millones de euros, pese a que se reduce un 46% respecto al primer semestre de 2019.

EMPRESAS CONSTRUCTORAS

La licitación de la Generalitat ha disminuido un 19% con un importe total de 190 millones de euros, un 38% del total, mientras que la licitación de la Administración General del Estado (AGE) ha sido de 42 millones de euros, un 9% del total, con una caída del 83%.

Por otra parte, la licitación de servicio que son de interés de las empresas constructoras y sus grupos ha sido, de enero a junio de 2020, de unos 335 millones de euros, un 44% menos que en 2019.

ERTE EN EL SECTOR DE LA CONSTRUCCIÓN

Los contratistas han recordado que a 1 de julio todavía hay en Cataluña 7.851 expedientes de regulación temporal de empleo que afectan a 45.747 trabajadores del sector de la construcción y que las empresas necesitan mantener su actividad para preservar los puestos de trabajo.

La entidad ha insistido en que una de las medidas más eficaces y de rápida aplicación para reactivar la economía es "avanzar" en las licitaciones futuras y que el conjunto de administraciones públicas diseñen un "plan de reconstrucción" con el fin de que se realice un esfuerzo inversor planificado, recurrente, ordenado en el tiempo y priorizando en función de su entorno económico, social y ambiental.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.