El Gremi de Restauració entra en la campaña para las municipales del 26 de mayo. Los restauradores de Barcelona han dado a conocer este miércoles, un día antes del inicio del asalto al Ayuntamiento, cinco vídeos en los que alertan de la política de antiterrazas del gobierno de Ada Colau durante estos cuatro años.

En los imágenes difundidas por los restauradores se ven cinco situaciones distintas. En uno de los vídeos, el que aparece esta información, la propietaria de un establecimiento, Ángela, dice a una clienta que cierra ese día y va a la huelga después de que le hayan quitado cuatro de las ocho mesas que tenía.

El vídeo es una ficción, pero los restauradores advierten en él que los últimos cuatro años han sido muy duros para el sector. "El próximo 26 de mayo pedimos un compromiso con la restauración. Aixequem persianes, aixequem Barcelona", acaba la grabación.

MODELO DE CIUDAD

En la presentación de la campaña, el director general del Gremi de Restauració, Roger Pallarols, ha subrayado que el objetivo es explicar a los votantes barceloneses cuáles son las consecuencias negativas del estira y afloja que ha habido con la restauración, e introducir elementos en el debate electoral: "Queremos interpelar al elector sobre qué modelo de ciudad queremos, convencidos de que la mayoría prefiere la ciudad que levanta persianas".

"Nos corresponde hacer una enmienda a la totalidad en la relación que el Gobierno de la ciudad ha mantenido con el sector de la restauración" en este mandato, ha aseverado Pallarols, que ha resaltado que la huelga que plantean es un escenario de ficción, pero que la queja que expresa es totalmente real.

Pallarols ha asegurado que durante el mandato ha habido un "runrún permanente" entre los restauradores que apostaban por hacer huelga, pero que desde el gremio lo desaconsejaron porque se quiere diálogo con el Gobierno municipal y no enfrentamiento. Pero en opinión del director general del gremio el ejecutivo ha huido del entendimiento y el diálogo.

REUNIONES CON LOS CANDIDATOS

Durante las últimas semanas se han reunido con todos los candidatos excepto con Colau --asegura que declinó su invitación-- y la CUP --no les propusieron reunión--, para pedirles que unos "compromisos mínimos para restablecer los puentes rotos con la restauración", que incluyen recuperar el diálogo y cambiar el rumbo de la aplicación de la normativa en Ciutat Vella, ha recogido Europa Press.