¿Cuál es la función de la Cambra de Comerç de Barcelona? Esta seguramente ha sido la pregunta estrella de estas últimas semanas en Barcelona. Tras celebrarse el pasado miércoles las elecciones para elegir a 40 de los 60 miembros del Pleno, donde estaban llamados a votar unas 423.000 empresas y autónomos, saltaron las alarmas entre los empresarios para saber quien iba a ocupar la silla de Miquel Valls.

La Assemblea Nacional Catalana (ANC) obtuvo 31 de las 40 sillas que había en juego en esta votación. Enric Crous logró 4 representantes del Pleno y el presidente de Banco Mediolanum, Carles Tusquets, obtuvo 3 sillas. Además, la lista impulsada por la asociación de mujeres 50 a 50 consiguió una silla y la candidatura de Ramon Masià logró, tras el recuento definitivo, un asiento.

Ubicada en la Avenida Diagonal de la capital catalana, justo al lado de paseo de Gràcia, la Cambra es una corporación de derecho público creada por empresarios que tienen comercios pequeños, medianos y grandes, con el objetivo de incrementar la productividad, los empleados y la competitividad de sus negocios. De esta manera, la organización agrupa agentes económicos de todos los sectores de actividad.

¿CUÁL ES SU FUNCIÓN?

La función de la Cambra de Comerç es garantizar la promoción de la actividad económica y empresarial y el desarrollo sostenible del territorio. Por otro lado, también defiende los intereses generales de las empresas, además de proporcionar actuaciones de fomento de la competitividad empresarial.

De forma paralela, la Cámara de Comercio elabora informes de forma periódica, tanto por encargo público como privado, de cuestiones de diferente índole relacionadas con la economía. 

¿CÓMO PUEDE AYUDAR?

La Cambra favorece la creación de empresas a través de varios programas: proporciona formación y empleo, expansión internacional para pymes, comités de cooperación empresarial y regeneración del tejido económico.

¿POR QUÉ ES TAN IMPORTANTE?

La Cambra de Barcelona participa de forma directa en un total de 82 entidades e instituciones, según figura en su página web. En algunas de ellas desarrolla un importante papel en sus órganos de decisión, tales como la Fira de Barcelona, Turisme de Barcelona o el Comité de Rutas Aéreas (CDRA).

EL VOTO ELECTRÓNICO

En estas elecciones se ha estrenado el voto electrónico, que centró desde el primer día gran parte del interés de la campaña electoral. A su vez, levantó críticas desde el minuto uno porque varios de los candidatos dudaron sobre las garantías antifraude que ofrece el sistema diseñado por la Generalitat. El sistema ha levantado tantas suspicacias que algunas de las candidaturas sopesan recurrir el proceso a la Fiscalía, para que ésta determine si se ha producido un fraude.

¿QUIÉN FORMA LA CAMBRA?

Al presidente de la organización lo eligen los 60 miembros del pleno. De las 60 sillas, 40 son elegidos por sufragio directo de los electores, otros 14 los designan las empresas que mayor aportación hacen a la Cámara –un mínimo de 75.000 euros al año por empresa- y 6 puestos restantes se designan a partir de una propuesta hecha por organizaciones empresariales.

¿QUÉ TIPOS DE CÁMARA EXISTEN?

A gran escala se encuentran dos tipos de cámaras: las de comercio interior y las de exterior. Las cámaras de comercio interior tienen la finalidad de fomentar la competencia y mejorar la productividad en un determinado sector, dentro del territorio nacional. Por el contrario, las cámaras de exterior tienen el objetivo de implementar las políticas comerciales de cada estado a través de la integración con los organismos internacionales de comercio.