Recreación de un edificio de viviendas cooperativas en Nou Barris / Ajuntament Barcelona
Recreación de un edificio de viviendas cooperativas en Nou Barris / Ajuntament Barcelona

La burbuja del alquiler de Barcelona se deshincha

​Los precios caen en torno a los valores registrados en el primer trimestre

Guardar
B. BARCELÓ

En el primer trimestre de este 2017, el precio promedio de los contratos de alquiler registrados en la Cambra de la Propietat Urbana de Barcelona fue de 847 euros. En este último trimestre los precios han bajado con respecto al inicio del año. Se trata de la primera vez desde que se inició la recuperación en el 2013 en que el alquiler en la capital catalana muestra síntomas de contención. Y aunque los datos recogidos no son definitivos, y el número de contratos firmado es aún limitado, apuntan a un descenso o consolidación sobre el comienzo del ejercicio. “Hace tiempo que lo decíamos: había que considerar no solo Barcelona, porque si la gente intenta buscar donde no hay oferta, los precios suben. La demanda ha abierto el ámbito geográfico y se ha interesado por el área metropolitana, donde había oferta más económica”, afirman fuentes de la Cámara.

Lo cierto es que las opciones son limitadas para quienes buscan un alquiler. En el 2016, el incremento del estoc de vivienda de alquiler fue de 8.968 unidades, una cifra que quedaba muy por debajo de la que sería necesaria para dar respuesta a la demanda existente e incidió en la evolución de los precios. Durante este año, la entrada de nueva oferta se sitúa en torno a los 8.000 pisos, lo que no ha significado un cambio sustancial en el mercado.

CONTAGIO ALCISTA

El efecto alcista, que se dejó notar en Barcelona en los años anteriores, se ha trasladado ahora a otras zonas. Barcelona ha quedado más estabilizada. Cuando los precios eran más asequibles en la capital, las personas que buscaban un alquiler no se planteaban irse a Badalona. Cuando los precios han subido, han tenido que ir a otras poblaciones a buscar un piso de su nivel económico, porque el precio de Barcelona ha quedado fuera de su alcance. Es un efecto inmobiliario recurrente: expansión en forma de mancha de aceite.

En el primer trimestre del 2017 no aumentó el valor medio en relación a los valores del último trimestre del 2016, según pusieron de manifiestos los datos que maneja el Incasol, el organismo público que registra los contratos de alquiler en Catalunya. El sector ponía de manifiesto que los precios del 2016 en Barcelona estaban en el nivel máximo de pago de los ciudadanos. “El mercado no puede aumentarlos indefinidamente”.

PODER ADQUISITIVO LIMITADO

De  igual forma, el poder adquisitivo de la demanda mejora con mucha lentitud y en la medida en que la Barcelona no puede satisfacer a todos los bolsillos, se ha convertido en exportadora de demanda --ha expulsado-- hacia otros municipios de quienes buscan una vivienda de compra o alquiler. Y no solo hacia las poblaciones más cercanas. La segunda corona metropolitana registra una cierta efervescencia inmobiliaria. 

El mercado de alquiler en Barcelona está limitado por una oferta escasa y una demanda que no para de crecer por el atractivo de la ciudad / EFE

"Algunas poblaciones el área metropolitana han incrementado su población y eso se nota en el mercado de la vivienda, tanto en el alquiler como en la compraventa", explica un ejecutivo de una inmobiliaria que actúa en la comarca del Vallès. Entre este año y el próximo, poblaciones como Terrassa incorporarán 500 nuevas viviendas en diferentes promociones, algunas de ellas destinadas al alquiler.

"Hay pequeños pero también grandes inversores especulativos que están invirtiendo en la ciudad animados por la reforma de la ley de arrendamientos urbanos del PP que propicia la especulación", explican fuentes inmobiliarias. Los expertos del mercado han visto ya la dinámica de esos flujos y se preparan para aprovecharla y que siguen presionando al alza los precios del mercado en esas zonas.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.