El Salón Internacional del Automóvil celebra este año el centenario (1919-2019). Desde el pasado 11 de mayo hasta el próximo domingo 19 del mismo mes, la Fira de Barcelona expone la automoción del presente, pasado y futuro, donde los visitantes pueden pasearse y observar la evolución y los cambios que ha tenido el sector del automóvil durante estos últimos cien años.

Muchos visitantes desde primera hora de la mañana van esparciéndose por la Fira de Barcelona mientras, paralelamente, van incrementando los espectadores del salón. La mayoría de los asistentes son hombres de mediana edad, aunque también hay gente joven que asiste al recinto para echar un vistazo a los nuevos vehículos que las empresas han ido lanzado al mercado. Cantidades exageradas de fotos y vídeos que más tarde publicarán en las redes sociales, ya sea de los vehículos o selfies junto a ellos. 

Stand de Hispano Suiza en el Salón del Automóvil de Barcelona

La conducción autónoma y los coches eléctricos son los principales protagonistas de esta edición, donde los visitantes ponen el foco en Hispano-Suiza y en Tesla. Son muchos los asistentes que se han acercado hasta los espacios de las compañías para poder probar los nuevos vehículos. El éxito rotundo de las marcas ha sido la función del autopiloto.

Cerca de Hispano-Suiza han colocado una moto del piloto Marc Márquez y los más jóvenes no han parado de hacerse fotografías junto al vehículo. Además, han situado un coche de Fórmula 1 para acabar de rematar el espectáculo del motor.

CONDUCCIÓN AUTÓNOMA

Uno de los temas estrella de este centenario es la conducción autónoma. Por esta razón desde el salón han promocionado la conducción sin piloto. A pesar de pensar que era un hecho que “quedaba muy lejos”, como comentan algunos de los asistentes, desde el Automobile demuestran que “no estaba tan lejos”. Es en este recinto de la capital catalana donde se mezcla la tecnología con la inteligencia artificial.

Renault EZ-GO en el salón del automóvil de Barcelona

Además, el presidente del salón, Enrique Lacalle, ha querido potenciar la movilidad sin emisiones, la lucha contra el cambio climático y sus costes económicos en esta edición que se ha convertido en el hilo conductor de la mayoría de las innovaciones en el sector del transporte.

COCHES VOLADORES

En el centenario del Automobile Barcelona se ha presentado por primera vez en España PAL-V Liberty Pioneer, el primer coche volador comercial del mundo. El vehículo está equipado con una cabina de control dual y un sistema de instrumentos de vuelo electrónico. El ingeniero jefe de PAL-V, Mike Stekelenburg, estima que las primeras entregas del coche se puedan realizar en 2020. 

MÁS ALLÁ DE LOS COCHES

Venta y exposición de coches a parte, el salón también realiza actividades para los asistentes. Para empezar, hay un gran espacio en uno de los pabellones para que los usuarios jueguen con coches virtuales; como si de un videojuego se tratase, han colocado un seguido de butacas que simulan el sillón de un coche y, justo enfrente, una pantalla con un volante.

Coche chafado en el Salón del Automóvil de Barcelona

Otra de las actividades del salón es un espacio donde los segway toman el protagonismo. Los asistentes se pasean por una calle jugando con el vehículo para aprender a usarlo. Además también preparan sorteos entre los asistentes al salón. Uno de ellos es un coche aplastado y los visitantes deben acertar qué coche es. 

La última edición del salón del Automobile registró más de 80.000 preventas de vehículos, aún no pueden darse cifras de este año pero de momento la organización del certamen destaca la gran acogida que ha recibido, aumentando un 11% la asistencia respecto a la edición anterior.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.