ARCHIVADO EN:

La compañía francesa de alquiler de coches Virtuo, ha iniciado su andadura en Barcelona con un éxito rotundo. Después de tan solo un mes en activo, la empresa ha abierto dos nuevas estaciones de vehículos, situadas en la Estació del Nord y en el barrio de Sant Antoni, con los que suma un total de siete aparcamientos en la capital catalana.

DESPEGUE CON ÉXITO

Virtuo apostó por la Ciudad Condal en su llegada a España. La compañía, que tiene prevista su llegada a Madrid a finales de este año, suma 11.000 usuarios que han recorrido 80.000 kilómetros en tan solo 30 días, lo que representa todo un éxito para la empresa de Karim Kaddoura.

La marca cuenta, actualmente, con una flota de 100 coches en Barcelona, que se pueden alquilar a partir de 33 euros al día. Estos vehículos se encuentran en el Aeropuerto del Prat, la Estació del Nord, Francesc Macià, Jardinets de Gràcia, Plaça Catalunya, Sant Antoni y Sants Estació.

100% DIGITAL

El funcionamiento de Virtuo es totalmente digital. Para realizar todos los trámites, desde el registro hasta la recogida del vehículo, se necesita descargar su app. La aplicación, además, se convierte en la llave del vehículo una vez realizada la reserva, ofreciendo todo tipo de facilidades al usuario haciendo uso de su teléfono.

La totalidad de los coches que conforman el parque automovilístico de la empresa son Mercedes GLA y Clase A, que disponen de todo tipo de avances tecnológicos y de conectividad para que la experiencia del conductor sea más cómoda y satisfactoria.