Gerard Esparducer, director general de ERNI España
Gerard Esparducer, director general de ERNI España

Gerard Esparducer (ERNI): "El hándicap de Barcelona es la falta de talento"

El director general de ERNI Consulting España critica que "España es un país poco innovador" y que "se van talentos relevantes"

Guardar
Actualizado: 02/08/2022 09:22 h.

"España en general y Barcelona en concreto generan menos talento digital del que las empresas necesitan”. Así de contundente es Gerard Esparducer, director general de ERNI Consulting España, compañía encargada de producir software a medida para empresas de todo tipo.

En una entrevista con Metrópoli, el directivo hace bandera del Mobile World Congress y del activo que es en la ciudad. "El ecosistema de startups en la capital catalana va muy ligado al MWC. El evento mundial de telefonía ha causado unas dinámicas en la ciudad que han originado nuevas ideas, ha agrupado a empresas y ha generado colaboración entre grandes multinacionales y compañías de menor tamaño". 

El empresario defiende en una charla con este medio que en la capital catalana "contamos con el Barcelona Health Hub, estupendo para startups del sector, aseguradoras y demás. Estos ecosistemas creados para cada ámbito a raíz del MWC generan mucha atracción para los negocios".

INNOVACIÓN Y HUBS

"Barcelona atrae a muchas empresas por el talento. Es una ciudad más barata que el resto, sobre todo por los sueldos, que son más bajos, y hay un equilibro entre el coste y la atracción de personal", indica Esparducer.

¿Hay inflación salarial? "Aunque la Ciudad Condal sigue siendo más barata que Estados Unidos o Suiza, cada vez lo sueldos son más altos debido a la carencia de perfiles tecnológicos técnicos", critica el directivo, que señala que "esa inflación nos está acercando a pagar sueldos europeos". No obstante, para Esparducer "el hándicap de Barcelona sigue siendo la falta de talento". 

La capital catalana cuenta con decenas de hubs, pero para el empresario, "vamos a tener éxito si incrementamos no tanto estos hubs que hacen cosas, sino en innovación". "España es un país muy poco innovador, la innovación genera hubs y atracción y a nosotros ya nos viene hecha". Barcelona está atrayendo polos de equipos de otros hubs, la parte de innovación es floja si la comparamos con Berlín o Londres. ¿Y qué hemos estado haciendo mientras el resto de países creaban compañías innovadoras? "España se ha dedicado a hacer turismo y a las fábricas, pero ha apostado poco por la innovación. De hecho, la fuga de talento tiene que ver con la innovación", zanja el directivo.

Un edificio en el distrito tecnológico del 22@, en el Poblenou
Un edificio en el distrito tecnológico del 22@, en el Poblenou

FUGA DE TALENTO

¿No hay talento en Barcelona? "De este talento que quiere innovar y que se dedica a la investigación hay poco en España. Evidentemente hay perfiles, pero comparado con otras ciudades de Europa se puede ver la escasez de este tipo de profesionales. En España no hay tejido innovador, se nos van talentos relevantes. Más que cantidad es un tema de calidad, cuando tienes buenos talentos se activan otros perfiles. ¿Quién se va? Los más cañeros, y esto es un problema para nosotros", señala el empresario. 

"En la capital catalana se genera talento con las carreras y los ciclos formativos, se crea formando a gente que pasa de un oficio más tradicional a uno tecnológico y se produce atrayendo desde fuera. Los tres son potentes, pero desde mi punto de vista hay que generar más talento desde las universidades", lamenta Esparducer. 

¿Hay oferta? ¿Y demanda? "La demanda no está cubriendo la oferta y esto genera inflación salarial. Se necesitan 10.000 puestos tecnológicos y se cubren 8.000. ¿Cómo se completan estos 2.000? Con dinero". "Hay dos tipos de empresa, no es lo mismo una compañía de Barcelona que vende a nivel nacional que una multinacional que vende en todo el mundo, con lo cual se disparan los precios y son capaces de aumentar sueldos. Una empresa como Glovo por si sola puede hacer muy poco. Barcelona está apostando por la salud, para ser un polo de innovación en este campo, pero, ¿y el resto? El resto se nos va".

EDUCACIÓN Y RETENCIÓN

"Hay que ser más flexibles, tener más capacidad para atraer a la gente de fuera y que no haya tantas barreras burocráticas y salariales. Sin todo esto podríamos importar el doble o el triple de talento”. ¿Y cómo lo solucionarías? Sobre todo a través de las universidades. “Tenemos estudios poco interesantes y si queremos subir sueldos, se debe también aportar más valor", finaliza Esparducer. 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.