Los miembros de la dirección de la agencia de valores QRenta tendrá que hacer frente a una demanda penal por la gestión que ha hecho de los fondos de sus clientes. La querella la presenta María Jesús Hernández Elvira, socia de CHR Legal, y acusa a la empresa y a sus directivos de administración desleal y estafa.

“SACAR PROVECHO PERSONAL DE LAS OPERACIONES”

Hernández señala a Jordi Martí Taulé, principal ejecutivo de la agencia, a David Albacete, Helena López Collado y Juan Alberto Vidal y les acusa de haber quebrado la confianza de una persona que invirtió casi dos millones de euros en QRenta, según avanza Crónica Global.

La condición que la persona puso en la firma del contrato de gestión fue que sólo el 20% de los fondos estuvieran expuestos a inversiones de riesgo. El escrito afirma que los miembros de la cúpula directiva se saltaron esta máxima sin informar de forma transparente y con el objetivo de sacar provecho personal de las operaciones en las que se implicaban.

COMPAÑÍAS AFECTADAS

La socia de CHR Legal apuntala que “recibía comisiones por la colocación de tales activos”, algo poco usual en el sector ya que normalmente los honorarios se suelen dirigir a la persona que contrata los servicios, no a las empresas receptoras de la inversión.

Hernández destaca que las empresas que habían pagado comisiones a QRenta por captar inversiones son Home Meal Replacement, la holding de Nostrum; Euroconsult Group; Enerkia Global Energy; Asturiana de Laminados; Inkemia IUCT Group, en preconcurso; Inclam; y Eurona. En el caso de Inkemia, Enerkia, Eurona y Home Meal, formaba parte de su consejo de administración uno de los apoderados de QRenta, Guillem Junyent.