Los vecinos de la Zona Franca se han manifestado por la principal arteria de la zona para protestar por la inseguridad que se vive en el barrio. Los manifestantes han cortado el paseo de la Zona Franca y han exigido a las administraciones que tomen las medidas oportunas para poner fin a las agresiones y los robos que están sufriendo en el barrio.

La manifestación, convocada por los comerciantes y vecinos de la zona, ha puesto de manifiesto el hartazgo de los habitantes de los barrios afectados por los problemas que están generando algunos jóvenes menas que están alojados en el barrio.

NO AL NUEVO CENTRO

Además, no aprueban el proyecto de la Direcció General d'Atenció a la Infància i l'Adolescència (DGAIA) de instalar un nuevo centro de atención a los jóvenes mena que llegan a Cataluña de manera irregular.

Los vecinos reclaman que se informe a las organizaciones, las asociaciones y las entidades del barrio sobre el proyecto de la DGAIA. Se quejan de que se han enterado a través de los medios de comunicación de la construcción del nuevo Centro de Atención Inmediata (CAI) y quieren tener una reunión con las autoridades competentes.

Los habitantes de la zona se sienten abandonados por las administraciones ya que se ha producido un aumento de la inseguridad en el barrio, que muchos de los vecinos achacan a la presencia de jóvenes inmigrantes en las calles.