Los Mossos d'Esquadra han desmantelado un narcopiso en el distrito de Sant Martí. Se trata del primer operativo de la policía autonómica que acaba con un piso dedicado a la venta y consumo de drogas en este distrito.

La entrada de los mossos en el piso ha permitido la detención de dos personas, una mujer y un hombre, y la intervención de diferentes sustancias estupefacientes, como pastillas de éxtasis y metanfetaminas, además de instrumentos para la manipulación de las drogas y una cierta cantidad de dinero.

Se da la circunstancia de que la detención del hombre se ha producido cuando el dispositivo estaba finalizando. Ha sido entonces cuando ha aparecido en las inmediaciones del piso al no tener sospechas de que se estuviera realizando la operación policial. Tras realizarle el pertinente cacheo, los policías le han encontrado una balanza de precisión y varias sustancias estupefacientes, como pastillas de éxtasis y ketamina.

VIGILANCIA

La investigación se inició a principios de año gracias a algunas informaciones que indicaban la existencia del narcopiso en un edificio d ela calle Còrsega. Agentes de la policía autonómica iniciaron la investigación y observaron que en el piso que tenían bajo vigilancia se producían entradas y salidas de personas con apariencia de adictos.

A partir de entonces se llevaron a cabo algunas identificaciones de personas que salían del piso, a las que se les encontraron algunas cantidades de drogas que acababan de adquirir. Los investigadores también comprobaron como algunas de las personas que entraban en el piso tardaban bastante tiempo en abandonarlo, lo que les hizo sospechar que tomaban su dosis de droga en el interior de la vivienda. También comprobaron como estas personas mostraban, a la salida de la vivienda, claros síntomas de haber consumidos sustancias estupefacientes.

El piso, que estaba ocupado de manera ilegal, ha sido puesto de nuevo a disposición de su propietario.