El carril bici que el Ayuntamiento ha puesto en marcha en la calle Taulat, en el distrito de Sant Martí, lleva camino de convertir la circulación en la zona en un lío enorme. El doble carril bici se ha situado en el centro de la calzada y su puesta en marcha ha generado tal confusión entre los conductores que ha provocado situaciones casi ridículas.

El problema parte, según denuncian los vecinos, en que el doble carril bici deja tan poco espacio para los carriles de circulación de los vehículos, que los autobuses urbanos y los camiones de basura deben arrimarse tanto a la acera que, con su peso, han acabado por hundir la parte de la calzada que está más próxima a ella. Y se han tenido que hacer obras para remodelarlo cuando hace muy poco tiempo que se acaba de poner en funcionamiento.

La maña señalización de las mismas ha provocado las peligrosas situaciones, con coches circulando en dirección contraria o que se ven obligados a meterse por el carril bici para no ir en dirección contraria. Y una ves metidos en el carril bici no pueden salir por encontrarse rodeados por los bolardos que separan la zona de circulación de vehículos con las de las bicicletas.

En el siguiente vídeo se comprueba como una mala señalización por unas obras producto de la mala planificación han generado situaciones casi ridículas, con vehículos que se van obligados a circular ¡¡¡por el carril bici!!!

COLAS DE ACCESO

Sin embargo, el principal problema que se ven venir los vecinos de la zona, habida cuenta de lo que han experimentado desde que el doble carril bici se ha puesto en marcha, se centra en las entradas y salidas del centro comercial Diagonal Mar.

El doble carril bici ha 'robado' un carril de circulación en una de las calles que da acceso al parking del centro y ahora los vehículos cuentan con un solo carril de circulación. Esto ha provocado largas colas en la calle permite la entrada al parking del centro comercial, con las consecuentes molestias para los vecinos tanto en ruido, contaminación y problemas para el acceso con sus propios vehículos a los parkings privados de la zona.