El Ayuntamiento de Barcelona ha anunciado la presentación de un proyecto de reforma integral de largo recorrido en el suroeste del barrio del Besòs-Maresme, para mejorar la vida de sus vecinos, empezando por mejorar sus viviendas. Se llevará a cabo a través de una colaboración público-privada.

El Instituto Municipal de Urbanismo invertirá 2.150.000 euros para el diagnóstico y actuaciones inmediatas de los edificios que se encuentren en peor estado por culpa, según indican desde el consistorio barcelonés, de sus más que probables problemas de aluminosis.

Así lo han asegurado este miércoles en una rueda de prensa telemática la teniente de Alcaldía de Ecología, Urbanismo, Infraestructuras y Movilidad, Janet Sanz, y el regidor de Sant Martí, David Escudé.

AYUDAS PÚBLICAS PARA QUIENES PEOR ESTÉN

El gobierno municipal arranca una campaña de inspecciones para determinar las características y el estado de las edificaciones que prioriza las que se sospecha que tienen aluminosis y que definirá la intervención que se hará en la mencionada zona.

El Ejecutivo local hará de forma inmediata y en paralelo al diagnóstico inicial, las primeras actuaciones de reforma en el antiguo barrio, entre las cuales se encuentran algunas obras en diferentes fincas y una convocatoria específica de ayudas a la rehabilitación.

EFECTOS DEL 'GLORIA'

En concreto, se priorizarán los trabajos de inspección en dos comunidades de vecinos cuyas viviendas se han visto más perjudicadas por el temporal Gloria en el mes de febrero de este año. De momento, el Ayuntamiento se ha puesto en contacto con estas fincas para saber si pueden contar con su aprobación para esta medida gubernamental. “Se han mostrado receptivas”, ha indicado Escudé.

El concejal de distrito de Sant Martí, David Escudé, en la rueda de prensa de este viernes / AY. DE BCN
El concejal de distrito de Sant Martí, David Escudé, en la rueda de prensa de este viernes / AY. DE BCN

Cabe destacar que estas primeras actuaciones inmediatas se impulsan en el marco del Pla de Barris del Besòs i el Maresme, programa que irá de la mano de la estrategia de regeneración urbana. Además, esta acción en el antiguo barrio del suroeste del Besòs llegará también a las aulas universitarias a través de una colaboración con la UPC.

PLAN A LARGO PLAZO

El objetivo del gobierno sociocomún con este tipo de medidas como la que ha anunciado este viernes es el de tener un plan a largo plazo para esta zona de la ciudad financiado por recursos de las diferentes administraciones públicas.

En este sentido, Janet Sanz opina que "Barcelona necesita un plan de Estado para su rehabilitación urbana, que puede favorecer a la reindustrialización de Cataluña". Para lograrlo, Sanz ha pedido la ayuda de la Generalitat, de Moncloa y de Bruselas para que financien estos trabajos.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.