Unas 190.000 personas han visitado la octava edición del Festival Llum Barcelona que se ha celebrado desde este viernes hasta este domingo en el barrio del Poblenou, en el distrito de Sant Martí, y ha contado con un total de 50 instalaciones artísticas.

Esta edición ha sido comisariada por la diseñadora de iluminación, codirectora y docente del Master 'Projectar la Llum' de la Fundació UPC y del Postgrado Lightning Design en Ciudad de México y profesora de la Escuela de diseño Elisava de Barcelona, Maria Güell.

ESCUELAS Y UNIVERSIDADES

También ha contado con el investigador cultural y comisario de exposiciones especializado en cultura, tecnología e innovación, comisario de Sónar +D y profesor del Instituto de Arquitectura Avanzada de Catalunya (IaaC), José Luis Vicente, y el fundador del Festival MIRA, Oriol Pastor.

El jurado del festival ha premiado el esfuerzo global de las escuelas y universidades en cada una de las propuestas presentadas "por alinearse con los objetivos definidos por el concurso, utilizando la metodología del diseño para transformar puntualmente la ciudad y los ciudadanos a través de la luz y la tecnología", han anunciado.

Teniendo en cuenta los criterios y recomendaciones iniciales del concurso, el jurado ha dado el primer premio a la instalación Reflexión de la escuela BAU y a la instalación Verde Botella de la escuela de arquitectura UIC.

HUELLA ECOLÓGICA

De la primera han destacado que la propuesta hace reflexionar sobre el exceso de influencia de la sociedad de una forma lúdica y han valorado que la coreografía de luz, sonido y movimiento invite a la participación.

De la segunda instalación, han resaltado que invite a reflexionar sobre la huella ecológica y que haga una llamada a la renaturalización de la ciudad "de una forma poética, contemplativa, con una economía de medios extrema, coherente con el propio mensaje".