ARCHIVADO EN:

El distrito barcelonés de Sant Andreu ya disfruta de la primera fase del nuevo parque Antoni Santiburcio, de 12.000 metros cuadrados en la zona norte de los antiguos cuarteles militares (Casernas), y que incluye un área de fuentes con surtidores verticales en el suelo para refrescarse y jugar, cosa que hoy mismo han hecho ya unos cuanto niños.

Esta primera fase del parque, ubicado en el barrio Baró de Viver, entre las calles Gran de Sant Andreu, Palomar, Torras i Bages y Santa Coloma, ha contado con una inversión de 3,2 millones de euros, y crecerá hasta los 22.000 metros cuadrados cuando terminen la segunda y la tercera fase, ha explicado este lunes la concejal del distrito, Laia Ortiz.

“Este es uno más de los proyectos que el consistorio tenía previsto y demuestra el gran esfuerzo que estamos realizando en este mandato para lograr lo que nos pedían los vecinos”, ha afirmado Ortiz, que estos días está ejerciendo de alcaldesa accidental debido a las vacaciones de Ada Colau y Gerardo Pisarello. “Los vecinos se lo merecían, y cuando podamos acceder al resto del parque -hay zonas recién plantadas-, celebraremos una fiesta en septiembre”.

Laia Ortiz, a la izquierda, con vecinos del barrio / MIKI
Laia Ortiz, a la izquierda, conversando con vecinos del barrio / MIKI

La segunda fase del parque, para la que se está preparando la licitación de las obras, incorporará zonas de juegos infantiles y tendrá un presupuesto de 2,5 millones de euros, para unos trabajos que previsiblemente empezarán en el primer semestre de 2019 en 6.000 metros cuadrados más.

Las fuentes actúan como zona de juego y cuentan con 234 surtidores ubicados en el suelo, que empujan el agua hacia arriba en diferencias potencias, por lo que los chorros cambian de altura, algo que se controla de forma telemática desde el centro de control de Barcelona Cicle de l'Aigua (Bcasa).

CAMBIO CLIMÁTICO

Ortiz ha destacado que el parque contribuye a “ganar espacio verde” y que las fuentes son un "refugio de agua" para combatir el calor y el aumento de temperaturas por el cambio climático, como plantea el Pla Clima de Barcelona.

Son las primeras fuentes pensadas expresamente para el baño y con agua tratada enmarcadas en el citado Pla Clima y, además, cuentan con alumbrado led en cada surtidor, lo que permite ofrecer coreografías de luz y agua jugando con los colores y la altura de los chorros en determinados horarios.

Otra imagen del nuevo parque Santiburcio / MIKI
Otra imagen del nuevo parque Santiburcio / MIKI

Ortiz ha destacado que "estos avances evidencian que siguen en marcha los trabajos para urbanizar y desarrollar el plan de equipamientos de la zona de los cuarteles de Sant Andreu, que incluirá viviendas y un casal de jóvenes", entre otras instalaciones.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.