Cada vez quedan menos cosas gratis y cuando se presentan conviene aprovecharlas. El Canòdrom de la Meridiana, en Sant Andreu vuelve a organizar este verano el ciclo de cine a la fresca Grades obertes. El programa se iniciará el 6 de julio y acabará el 10 de agosto.

Este año se proyectarán seis películas fantásticas: Un monstruo viene a verme, de Juan Antonio Bayona (6 de julio); ExMachina, de Alex Garland (13 de julio); Wonder woman, de Patty Jenkins (20 de julio), El origen del planeta de los simios, de Rupert Wyatt (27 de julio); Mad Max, de Mark Miller (3 de agosto), y Logan, de James Mangold (10 de agosto). Todas las proyecciones serán en versión original con subtítulos.

Las cintas se proyectarán en una pantalla gigante y el público se sentará en las gradas del Canòdrom, un equipamiento desaprovechado que funciona como parque de investigación creativa pero que lleva años con la plaza en desuso. Cuando los socialistas estaban en el gobierno municipal, plantearon construir en él una pista de patinaje, pero con su salida del gobierno Ada Colau la finiquitó

El año pasado fue el primero en que se llevó a cabo la actividad. Se proyectaron cuatro películas -dos menos que este verano- con una asistencia de 2.000 personas. El aforo para las sesiones cinematográficas serán limitadas: 500 plazas.