ARCHIVADO EN:

Agentes de la Policía de la Generalitat- Mossos d'Esquadra de la Unidad de Investigación de la comisaría de Nou Barris junto con la Guardia Urbana de Barcelona desmantelaron el jueves dos puntos de venta de droga en el barrio del Turó de la Peira, situado en el distrito de Nou Barris.

El 26 de marzo hubo una pelea en la calle con dos heridos por arma blanca en el mismo barrio. La investigación de los hechos determinó que este incidente estaba relacionado con la venta de sustancias estupefacientes y el día 27 los investigadores detuvieron al autor de la agresión por un presunto delito de lesiones y a una de las dos víctimas también por un presunto delito de lesiones y otro contra la salud pública.

OBLIGADOS A CONSUMIR EN EL INTERIOR DEL DOMICILIO 

Los detenidos, de 32 y 33 años, son de nacionalidad dominicana y con domicilio en Barcelona. Los investigadores concluyeron que la víctima era el encargado de un piso situado en el mismo barrio donde se vendía droga. El otro herido en la pelea era amigo de este y venía de otro inmueble situado en el mismo edificio.

Precisamente, estos pisos estaban siendo investigados por la Unidad de Investigación de Nou Barris a partir de una intervención de la Guardia Urbana que detectó un consumidor de droga en la zona. Este contó que compraba droga en uno de estos inmuebles y que el vendedor les obligaba a consumirla en el interior del domicilio. De este modo querían que la policía no detectara las sustancias estupefacientes ni el punto de venta.

OTRO VECINO DEL MISMO EDIFICIO ESCONDÍA LA DROGA

Además, el consumidor explicó que la sustancia la escondía otro vecino del mismo edificio. Lo hacían así porque no querían que la policía encontrara la droga si entraban en el inmueble donde se vendía y se consumía, como sí que había pasado en otros puntos de venta de la zona que los Mossos habían desmantelado.

Con todas estas evidencias, los investigadores hicieron el jueves una entrada y registro de los dos pisos, autorizada por el juzgado de instrucción en funciones de guardia, que permitió detener otro responsable del punto de distribución, un hombre de 20 años y de nacionalidad dominicana. Los agentes también comisaron 2 kilos de metanfetamina – cristal-, utensilios para la venta y el consumo de drogas y dinero en efectivo.