El fuego, en Nou Barris, se había convertido en un gran problema. Este lunes, la Guàrdia Urbana ha informado que ha detenido al presunto autor de los incendios en contenedores. Tal como ha comunicado el cuerpo policial, se trata de un hombre de 49 años. En 2017, se produjeron 182 incendios en contenedores del distrito que causaron daños valorados en 287.000 euros.

La detención se produjo el viernes 30 de marzo de madrugada tras recibir una llamada alertando de un incendio en un contenedor de la calle Selva: la distribución estratégica de los agentes por la zona y su rápida intervención, basada en la información y en el modus operandi del autor, permitieron localizar a un sospechoso abandonando la zona de la quema.

La Guàrdia Urbana lo siguió discretamente y vio cómo examinaba constantemente su entorno, abría varios contenedores y comprobaba si en su interior había material inflamable.

Entre las calles Argullós y Enric Casanovas comprobaron que inspeccionaba un contenedor, se sacaba un mechero del bolsillo, iniciaba un incendio y se marchaba del lugar.

Una dotación policial lo detuvo, comprobó que llevaba encima material incendiario y lo arrestó como presunto autor de la quema en el distrito.