ARCHIVADO EN:

Uno de los proyectos más ambiciosos de la historia del Fútbol Club Barcelona, el Espai Barça, deberá revalidarse otra vez en las urnas por sus socios al final de esta temporada. Hay que recordar que, hace seis años, ya se hizo un referéndum el 5 de abril de 2014 donde ganó el sí, con un 72,3 % de los votos. Por contra, un 25,54 votó en contra y se registró un 2,09 de votos en blanco o nulos.

La grandes cifras de la operación se presupuestaron en 2014 en unos 600 millones que provendrían de tres fuentes: 200 de recursos propios, 200 de los bancos y 200 por el apellido comercial del Camp Nou que se convirtió en concurso de adjudicación de las obras de remodelación que, en marzo de 2016, ganó el despacho japonés Nikken Sekkei.

NUEVO PALAU BLAUGRANA

La inversión estimada era de 420 millones de euros, aunque las grúas aún no han hecho acto de presencia en el imponente estadio culé, por más que en su entorno sean visibles las obras. La más evidente, la demolición del Mini Estadi, un lugar en el que más adelante se debe levantar el nuevo Palau Blaugrana.

Durante los seis años siguientes al primer día se han presentado modificaciones respecto al presupuesto inicial se ha disparado por distintas causas. Entre ellas, la urbanización y cesión pública de terrenos propios en la negociación con el Ayuntamiento.

GRÍFOLS NO CUAJÓ

También afectó en la decisión el negro final de la negociación con Scranton Enterprises (GrÍfols) para los Title Rights, que estuvo prácticamente cerrada en 266 millones que iban a ser adelantados por los compradores.

En último momento se rompió todo porque el Barça creyó que la propuesta era insuficiente ante las nuevas perspectivas de negocio. Consideraban que podían ganar más dinero con la remodelación del Camp Nou, sabiendo, además, que los costes se estaban disparando.

PRESUPUESTO DISPARADO

A partir de aquí, la Junta Directiva habló de un presupuesto de 700 millones, luego de 800 y más tarde 815. Estas cantidades fueron retrasando la solución y el modelo de financiación elegido, absolutamente distinto al original, que debía ser refrendado por una Asamblea Extraordinaria que ha tenido varias fechas previstas y que, según ha avanzado Mundo Deportivo, ya no se celebrará.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.