ARCHIVADO EN:

Los okupas de Gràcia quieren celebrar el año por todo lo alto. Este sábado se movilizarán en las calles para llevar a cabo su autodenominada “cabalgata okupa” con disfraces y música. Sin rey alguno. En ella “no se aceptarán actitudes de mierda”, y los beneficios económicos de la comida y la bebida irán destinados a “los gastos antirrepresivos”.

Tal como han especificado a través de una publicación de Facebook, realizarán un recorrido por algunos de sus “espacios liberados”. Al acto están invitados todos los vecinos, aunque hay excepciones: los “especuladores, boniatos y matones” no podrán participar en el evento okupa que da la bienvenida al año “difícil para los enemigos de la Vila de Gràcia”.

SU PLAN: PUNTO POR PUNTO

En esta misma red social han especificado punto por punto su plan. La fiesta empezará en el Ateneu Llibertari de Gràcia con un vermut para ir entrando en calor. Luego organizarán una comida vegana en el nuevo espacio okupado Ka la Kastanya y, a las 16 horas, dará comienzo la cabalgata pasando por L'Alzina, la Nova Usurpada (en la plaza del Nord), Armadillo + CP 3 Lliris (en Torrent de l'Olla) y Ca la Veïna.

El itinerario finalizará en Ca l'Arbonaida, donde montarán una fiesta “a favor de las presas”, tal como hicieron la noche de Fin de Año. También han querido dejar claro que durante todo el recorrido se venderán cervezas “a precios populares”. Con este acto quieren reivindicar el desalojo de Ca La Trava así como el presunto suicidio de una mujer en el bloque La Jahnela que, según ellos, fue “provocado por la violencia inmobiliaria”.