El Ayuntamiento de Barcelona reformará este 2021 una histórica plaza de la Vila de Gràcia. Se trata de la plaza del Poble Romaní, que ahora se encuentra llena de grafitis, incluido un casal-residencia de gente mayor, paredes y parte del mobiliario urbano del espacio y los entornos. La comisión de gobierno del 14 de enero de 2021 ha aprobado de forma definitiva el proyecto ejecutivo de reurbanización [ver aquí, punto 10].

Texto de la comisión de gobierno sobre la reforma de la plaza del Poble Romaní / AYUNTAMIENTO DE BCN
Texto de la comisión de gobierno sobre la reforma de la plaza del Poble Romaní / AYUNTAMIENTO DE BARCELONA

Fuentes municipales explican que los trabajos consistirán en la redistribución de las zonas de petanca y de perros y en habilitar una nueva área de juegos infantiles en la parte sur-oeste. Así, tras la reforma, la zona del juego de petanca se situará en la zona norte, mientras que el espacio de perros -que será más pequeño que el actual- estará en el extremo oeste. La obra también prevé una zona de estancia en la parte central.

Grafitis del 1-O, en la plaza del Poble Romaní / METRÓPOLI ABIERTA - JORDI SUBIRANA
Grafitis del 1-O, en la plaza del Poble Romaní / METRÓPOLI ABIERTA - JORDI SUBIRANA

OBRAS ESTE AÑO

Según los datos que aparecen en el texto de la comisión de gobierno, el proyecto ejecutivo de la reurbanización asciende a 569.128,50 euros. El Ayuntamiento no ha concretado cuándo empezarán los trabajos, pero sí que se harán a lo largo de este año. Durarán unos siete meses. Fuentes municipales aseguran que la remodelación recoge los acuerdos con el vecindario. En los inicios del proceso participativo, hace tres años, había fuertes discrepancias entre los distintos colectivos que utilizaban la plaza, recogió L'Independent de Gràcia en septiembre de 2020.

Del estado actual de la plaza lo que más sorprende es la enorme cantidad de grafitis que hay, que denotan una dejadez total. Los hay en numerosas paredes y edificios, entre ellos la residencia de gente mayor de la Generalitat, y en parte del mobiliario urbano, como papeleras, bancos, en una vieja cabina de teléfono en la entrada de la plaza y junto a un aparcamiento de B:SM.

MULTAS POR PINTAR UN FRAGMENTO DE LA 'DECLARACIÓ D'INDEPENDÈNCIA'

Algunas de las pintadas son de índole independentista y otras hacen referencia al 1 de octubre. El pasado mes de noviembre trascendió que la Guardia Urbana multó a siete personas con 2.100 euros en total por pintar un fragmento de la Declaració de d'Independència aprobada por el Parlament de Catalunya, informó el diario Tot Barcelona. El Ayuntamiento asegura que cuando se acabe la reforma los grafitis serán limpiados.

Fragmento de la 'Declaració d'Independència, en la plaza del Poble Romaní / METRÓPOLI ABIERTA - JORDI SUBIRANA
Fragmento de la 'Declaració d'Independència', en la plaza del Poble Romaní / METRÓPOLI ABIERTA - JORDI SUBIRANA

UN GRAN MURAL VANDALIZADO

En 2016, distintas entidades de Gràcia impulsaron una gran mural en la plaza que buscaba "representar todo lo que se ha conseguido en el barrio y reflejar la identidad de cada uno de los colectivos que diariamente conviven en él", entre ellos la Gràcia gitana, explica en su página web la Asociación Catalana de Integración y Desarrollo Humano (ACIDH), una de las entidades que participaron en la creación. Por las imágenes del mural de hace unos años y las actuales, el grafiti reivindicativo, obra de los artistas Xupet Negre, Caesar Baetulo y Konair, también ha sido vandalizado.

El mural reivindicativo de la plaza del Poble Romani, también vandalizado / METRÓPOLI ABIERTA - JORDI SUBIRANA
El mural reivindicativo de la plaza del Poble Romani, también vandalizado / METRÓPOLI ABIERTA - JORDI SUBIRANA

La plaza del Poble Romaní se construyó en 1993. En ella se conserva la única chimenea que es testigo del pasado industrial de Gràcia. El empresario Francesc Puigmartí instaló en este emplazamiento y en los entornos una fábrica en 1839, que es conocida como Vapor Nou. A los pies de la chimenea, una placa evoca a Puigmartí. En sus años de máximo apogeo, a mediados del siglo XIX, la fábrica llegó a contar con 800 trabajadores. La chimenea también recuerda al rumbero Gato Pérez, fallecido en 1990.

Parte de la chimenea de la plaza del Poble Romaní / METRÓPOLI ABIERTA - JORDI SUBIRANA
Parte de la chimenea de la plaza del Poble Romaní / METRÓPOLI ABIERTA - JORDI SUBIRANA

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.