La Vila de Gràcia estrenará el próximo lunes un Centro de Atención Primaria (CAP) que ayudará a descongestionar el de Pare Claret, que hasta ahora daba servicio a este barrio y al de Camp d'en Grassot-Gràcia Nova. El nuevo centro, de unos 1.700 metros cuadrados, atenderá a casi 26.000 personas, que ya han sido notificadas del cambio de ubicación.

El CAP Vila de Gràcia-Cibeles está situado en la calle Còrcega 363, en el mismo solar donde antes estaba la conocida sala de fiestas, que fue derruida hace casi diez años para levantar un edificio en el que se construyeron 40 apartamentos para gente mayor. Desde entonces los vecinos han esperado pacientemente a que hubiera suficientes fondos para instalar el nuevo centro de salud, que ocupa tres plantas y que también incluye un centro de salud mental de las Hermanas Hospitalarias.

ATENCIÓN SANITARIA INTEGRAL

El nuevo CAP, que está gestionado por el Institut Català de la Salut (ICS), prestará servicios de atención sanitaria integral, con especial atención a actividades preventivas y de educación sanitaria; hará seguimiento de enfermedades crónicas y de los programas de atención domiciliaria. En cambio, los servicios de pediatría, salud sexual y reproductiva, odontología y diagnóstico de la imagen se mantendrán en el centro de Pare Claret (Sant Antoni Maria Claret, 21), que gozarán de mejor atención por el espacio liberado.

Este viernes se había organizado una jornada de puertas abiertas para que los vecinos empezaran a familiarizarse con el recinto, pero la lluvia no ha ayudado a que hubiera una gran afluencia. Aunque el centro forma parte del sistema público de salud, durante el primer año no aceptarán pacientes de otras áreas (excepto urgencias) para dar un tiempo de adaptación al personal y a los vecinos. 

CENTRO DE SALUD MENTAL

Como principal novedad, el centro médico estará complementado por un Centro de Salud Mental y Adicciones gestionado por el Hospital de Mare de Déu de la Mercè de las Hermanas Hospitalarias, algo poco habitual en Barcelona. “El objetivo es descongestionar el centro de Mare de Déu del Coll (cerca de Lesseps) y dar mejor atención a los pacientes de la zona sur de Gràcia", que no tendrán que desplazarse hasta la otra punta del distrito, explica a Metrópoli Abierta la coordinadora de Salud Mental del Hospital de Mare de Déu de la Mercè, la doctora Mentxu Natividad Hernández.

“Estar en el mismo edificio que el CAP nos permitirá coordinarnos mejor y, además, podremos trabajar en programas conjuntos, como los trastornos psicóticos, demencias, alcoholismo o tabaquismo”, añade la doctora. El centro concertado contará con tres psiquiatras, dos psicólogos, una trabajadora social, una enfermera y una recepcionista. 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.