ARCHIVADO EN:

El Juzgado contencioso-administrativo 4 de Barcelona ha suspendido cautelarmente la ejecución de la ordenación singular de terrazas del entorno de la Sagrada Família, medida cautelar solicitada por el Gremi de Restauració de Barcelona hasta que termine el proceso judicial, ha informado el gremio este martes en un comunicado.

El gremio se ha ofrecido a pactar con el Ayuntamiento una nueva ordenación singular que preserve las actuales terrazas y que tenga a la vez en cuenta las restricciones de tráfico que se han adoptado en las últimas semanas en el entorno del templo, que afectan a las calles de la Marina y de Sardenya.

El auto, contra el que el Ayuntamiento puede interponer un recurso, afecta a titulares de nueve terrazas, que habían sido notificados de la extinción de sus licencias y que pueden volver a instalarlas, ha destacado el gremio, que asegura que esta resolución "abre la puerta a revisar el caso de otras ordenaciones singulares" que también han sido impugnadas, como la de la Rambla del Poblenou.

Esta suspensión cautelar llega un mes después de que la alcaldesa Ada Colau y el Gremio de Restauración firmaran la paz por el conflicto de las terrazas y el consistorio aceptara tramitar una normativa más flexible.