La Guardia Urbana se encuentra investigando al responsable de un local del Raval por la venta de 2.770 productos falsificados. El material hallado por el cuerpo policial barcelonés es principalmente relativo al ámbito de la telefonía.

Auriculares, baterías o carcasas de teléfonos móviles han sido los productos más abundantes entre las falsificaciones encontradas por la policía.

REINCIDENCIA

No es la primera vez que se lleva a cabo una operación de este estilo en el barrio del Raval. A finales del pasado año la Guardia Urbana decomisó centenares de productos falsificados de telefonía móvil en distintos comercios de la zona.

En esta investigación, una sola persona fue señalada por la policía municipal, responsable de los tres negocios que vendían materiales falsificados de primeras marcas.