El Ayuntamiento de Barcelona quiere resolver el encaje del templo de la Sagrada Família en la ciudad durante este mandato. El gobierno municipal se ha propuesto finalizar el eterno conflicto entre la Junta Constructora y los vecinos del barrio, afectados por la ampliación del templo por la calle Mallorca. 

Así lo ha manifestado la teniente de alcalde de Urbanismo, Janet Sanz, antes de la primera reunión de la mesa de debate sobre la finalización del proyecto. En el encuentro han participado entidades vecinales, la Junta Constructora y el Colegio de Arquitectos de Catalunya (COAC). 

ETERNO CONFLICTO

Además de Sanz, por parte del gobierno municipal también ha participado el concejal del Eixample, Jordi Martí. El edil ha resumido el conflicto al que se enfrentan: "el reto de esta comisión no es pequeño porque los intereses en juego son contrapuestos". Y es que los vecinos ven cómo avanzan los planes de construcción del voladizo de la fachada de la Gloria con la complicidad del Ayuntamiento. Ello obligaría a derribar unos 1.000 pisos construidos en la calle Mallorca. La eterna pregunta, todavía no resuelta, es quién indemnizará a los vecinos afectados, o dónde se realojarán. 

El proceso se ha acelerado, y con él se ha acentuado en conflicto entre vecinos y los gestores del templo. La Junta Constructora quiere iniciar las obras de la escalinata cuanto antes para finalizar las obras en 2026, coincidiendo con el centenario de la muerte de Antoni Gaudí.

Por su parte, los vecinos siguen presionando a los comunes para que dejen de ceder terreno a los gestores de la Iglesia. En este sentido, Janet Sanz ha lanzado un guiño a los vecinos: "Que el barrio siga siendo barrio", ha dicho. 

"Hasta hace poco se ha pensado la Sagrada Familia puertas adentro, ahora, se abre una segunda etapa tan compleja como primera, la de encaje, que tiene una dimensión física y funcional", ha dicho su compañero de partido, Jordi Martí. 

PARTICIPANTES

Las entidades que han participado en la mesa de ciudad son AVV Sagrada Familia, Federació Associació de Veïns de Barcelona (FAVB), Assemblea de Barris pel Decreixement Turístic (ADBT), Sos Monuments, Associació per a la Promoció del Transport Públic (PTP), Patronat Sagrada Familia, Càtedra Gaudí, Col·legi Oficial d'Arquitectes de Catalunya (COAC) y agrupaciones del COAC, representantes de vecinos afectados.

El director general de la Junta Constructora de la Sagrada Familia, Xavier Martínez, ha valorado la actitud de diálogo de la mesa de ciudad, que ve muy positiva "para llegar al mejor de los acuerdos", y ha defendido el proyecto de Antoni Gaudí en su totalidad, incluyendo la fachada de la Gloria y la escalinata.

Ha dicho que "las soluciones que se pueden dar en tema urbanístico son infinitas", aunque sus planes siguen siendo los mismos: desalojar a los vecinos. 

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.