ARCHIVADO EN:

El Pleno del Distrito de l'EIxample ha reprobado a Gerardo Pisarello Prados, en su condición de maximo responsable del mismo, "por la gestión del 'top manta' y, especialmente, por la presencia masiva y continuada de venta ilegal en los espacios más emblámticos del Distrito":

El Pleno, que finalizó en la noche de este jueves, estuvo marcado en especial por la proposición efectuada por Oscar Zayas (Grupo Municipal del PP), que se interesó por el tema y que criticó al primer teniente de alcalde de Barcelona "por no tomar las medidas adecuadas al respecto ni solucionar un problema que viene de lejos".

La votación fue favorable a la propuesta de reprobar a Pisarello con los votos del propio PP, de Demòcrates (PDeCAT) y PSC. Se abstuvieron ERC y Ciudadanos, y votaron en contra CUP y, lógicamente, los Comuns de Pisarello. "No entendemos por qué Cs se abstuvo; esta decisión les descalifica", apunta Zayas.

"La reprobación, por desgracia, no va más allá de hacer que conste en acta que la mayoría del distrito desaprueba la política de Pisarello, como máximo responsable que es, en un tema que viene acuciando desde hace muchos meses a buena parte de los comercios y tiendas del distrito", ha explicado a Metrópoli Abierta el regidor Zayas.

UNA VERGÜENZA

"Es una vergüenza que sigamos así. Ha sido un verano especialmente difícil para muchos comerciantes, que ven como el Ayuntamiento permite que manteros y, en general, la venta ilegal, se instale delante de sus comercios de manera impune", ha añadido.

Zayas recuerda que dichos comercios "cumplen a rajatabla con la ley". Y prosigue: "Se les exigen impuestos y tasas, y se les multa por cualquier tontería. Por contra, a quienes venden ilegalmente se les permite estar en plena calle, haciendo competencia desleal y, encima, no se les sanciona ni se hacen esfuerzos por retirarlos. Tienes una sensación de impotencia como representante de esta parte de nuestra ciudadanía".

Como puede apreciarse en el vídeo adjunto (a partir de 2:15:20), Pisarello, visiblemente molesto, contesta en el pleno que "es un tema social, de subsistencia para mucha gente" y que no se trataba sólo de un tema de l'Eixample, sino que ocurría en toda Barcelona. En un momento dado, incluso, se oye a Pisarello preguntarle a Zayas qué haría él para evitarlo, a lo que éste contesta que "no estamos en el gobierno" del distrito y que, por tanto, no les toca a ellos solucionar el problema.