ARCHIVADO EN:

El Ayuntamiento de Barcelona se ha apresurado a intentar solucionar el 'marrón' creado por la regidora de Ciutat Vella, Gala Pin, por el asunto de la ampliación del Macba. El hecho de que, finalmente, la capilla de la Misericòrdia no pase a formar parte del museo y se convierta en el CAP del Raval Nord, ha generado un problema donde no debería haberlo.

Por ello, los responsables del desaguisado, encabezados por la regidora del distrito, Gala Pin, y el comisionado de cultura, Joan Subirats, se han apresurado a buscar soluciones alternativas para la ampliación del centro museístico, aunque la decisión final sobre el nuevo emplazamiento dependerá del equipo directivo del Macba.

La solución que desde el Ayuntamiento se considera más adecuada es la de la construcción de un nuevo edificio adyacente a la construcción principal del museo, que tendría un volumen de 3.000 metros cuadrados distribuidos en un sótano y dos plantas y que permitiría conectar el edificio central con el Auditorio del museo por el subsuelo y no por la calle, como pasa ahora.

OTRAS PROPUESTAS

A esta propuesta, que Subirats ha calificado como la más interesante, se unen otras, como la de ampliar el museo al CAP Lluís Sayé, al otro lado de la plaza de Terenci Moix, aunque desde el museo han descartado esta propuesta ya que la configuración del edificio impediría crear espacios diáfanos, que es lo que necesita el museo.

Una tercera alternativa ha sido la de usar la primera planta del actual párking subterráneo de Saba, aunque en este caso se debería, además, encontrar una solución jurídica ya que se trata de una concesión municipal.

Por último, Gala Pin y Joan Subirats ponen encima de la mesa la posibilidad de ampliar el Convent dels Àngels, situado al otro lado de la plaza Dels Àngels, aunque eso obligaría a trasladar el archivo y la guardería que ahora acoge a otros lugares.

RETRASO

Los responsables municipales han asegurado que les hubiera gustado que los responsables del museo hubieran estudiado estas opciones cuanto antes para tomar una decisión, pero estos han preferido retrasar el estudio de las opciones presentadas hasta el consejo de gobierno que deben celebrar los próximos días.