Los Mossos d'Esquadra han desactivado dos puntos de venta y consumo de drogas en el distrito de Ciutat Vella (Barcelona). Ya son doce los espacios dedicados al narcotráfico que se han recuperado durante el confinamiento.

La policía catalana ha explicado a Efe que los dos puntos en los que se vendían y consumían sustancias estupefacientes eran un piso del barrio de Sant Pere, Santa Caterina i la Ribera (Barcelona), y un local del Raval (Barcelona), fueron desactivados el miércoles, 6 de mayo.

EL LOCAL, DEVUELTO

El local ya se ha tapiado y se ha devuelto a la propiedad, mientras que el piso todavía no se ha tapiado ni se ha procedido a su devolución a la propiedad. En la actuación no se llevaron a cabo detenciones.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.