La Guardia Urbana y los Mossos d'Esquadra han desalojado esta pasada madrugada a 87 personas de un local de Barcelona que ejercía actividad de discoteca sin licencia. Por este motivo, los agentes han denunciado a más de la mitad de los asistentes por infringir las medidas de prevención del coronavirus.

Según han informado ambos cuerpos policiales, también se ha efectuado una inspección del recinto, al que han levantado acta por cinco infracciones y se le han intervenido los equipos de sonido.

SALTÁNDOSE LAS RESTRICCIONES

El local, que ejercía actividad de discoteca sin licencia y que abría pese a las restricciones actuales del Govern, está situado en el distrito de Ciutat Vella, según han indicado a la agencia Efe fuentes cercanas al caso.

Del centenar de personas que se encontraban en el interior del establecimiento cuando han llegado las patrullas policiales, un total de 62 han sido denunciadas por incumplir las medidas sanitarias para prevenir el Covid-19.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.