Ada Colau y Xavier Trias han cerrado un acuerdo para poner en marcha un plan de choque en el barrio del Raval para combatir el narcotráfico y la creciente presencia de narcopisos y de toxicómanos en la vía pública que afectan a la convivencia de esta zona. El pacto se aprobará este viernes en el pleno municipal.

La alcaldesa y Trias se han reunido antes del inicio del pleno para ampliar y concretar aspectos del acuerdo. Según ha explicado el líder del PDECAT, el Ayuntamiento invertirá este verano cinco millones de euros para luchar contra la problemática. A grandes rasgos, el plan comportará más presencia de Guàrdia Urbana, más inspecciones y una mayor atención social a las personas que lo necesitan. Colau ha subrayado que la lucha contra los narcopisos tiene que ser un "objetivo de ciudad" y ha abogado, como Trias, por dejar de lado este tema de las disputas partidistas.

OTRAS ZONAS INVADIDAS

Trias ha valorado la propuesta como "francamente buena". Uno de los objetivos de este plan de choque es evitar que los narcopisos se extiendan a otras zonas de la ciudad. Sin embargo, la iniciativa llega tarde. Como ha explicado Metrópoli Abierta, el narcotráfico se ha extendido ya al Gòtic, la Barceloneta y a los alrededores del mercado de Sant Antoni. El último caso hecho público es la ocupación por parte de un grupo de narcotraficantes de un piso propiedad del Museu de Cera, en el Gòtic.

El exalcalde ha insistido en la necesidad de poner orden en el Raval. "Si pones autoridad, las cosas normalmente se pacifican", ha dicho Trias, que ha advertido a Colau que el pacto es para que se cumpla. Tanto la alcaldesa como el PDeCAT han pedido la implicación del resto de las administraciones, especialmente en aquellos aspectos que no son de competencia municipal, como el narcotráfico.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.