Cal Pinxo echa el cierre. El popular restaurante de la calle Baluard de La Barceloneta, famoso por sus arroces, paellas y fideuás, no ha podido aguantar el duro golpe de la crisis sanitaria y se ha visto obligado a bajar la persiana después de 60 años de historia.

El negocio tiene su origen en los antiguos chiringuitos de La Barceloneta, que fueron derruidos en la década de los 90. Ha ido pasando de unas manos a otras, siempre en el seno de la misma familia, durante cinco generaciones. Pero este viernes, la Asociación de Vecinos (AVV) de La Barceloneta avanzó en su perfil de Facebook que el local "no ha podido resistir los efectos y restricciones de la pandemia del covid-19" y que cierra.

Cal Pinxo cierra por la crisis del covid-19 / REDES SOCIALES
Cal Pinxo cierra por la crisis del covid-19 / REDES SOCIALES

DOS LOCALES MÁS

Referente gastronómico del barrio, durante décadas los comensales han disfrutado de sus manjares en la terraza, justo en el paseo marítimo y con unas vistas inmejorables de la playa y el mar. Además, los dos grandes salones del interior tenían capacidad de acoger hasta 180 clientes.

Unos clientes que a partir de ahora tendrán que acudir a los dos locales que la familia tiene en Palau de Mar y en Sitges. "Aunque el barrio se ha quedado sin una parte muy arraigada a ellos. Una verdadera lástima", lamenta la AVV de La Barceloneta.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.