ARCHIVADO EN:

El candidato del Partido Popular a la alcaldía de Barcelona, Josep Bou, se mantiene firme en su idea de que para resolver algunos de los problemas más acuciantes de la ciudad hace falta imponer orden y hacer cumplir la ley. Por eso, esta tarde ha visitado la calle Lancaster, donde hace apenas unos días la mafia dominicana, según denuncian los vecinos, ocupó una vivienda vacía en uno de los edificios de propiedad municipal.

El Ayuntamiento, responsable del edificio, no ha logrado desalojar a los ocupantes. Al parecer, estos lograron demostrar que llevaban en el piso mucho tiempo, por lo que la ocupación estaba consolidada y no se podía hacer un desalojo exprés.

Bou ha querido mostrar su apoyo a los vecinos de la calle. Les ha asegurado que tiene la receta para acabar con este tipo de situaciones, “si alguien ocupa una propiedad privada, se le hecha, y si la propiedad es municipal, es decir, de todos, también”, y ha querido conocer de primera mano el edifico en el que se ha producido la ocupación.

HASTA LA PUERTA

Por ello, el candidato del PP ha estado acompañado de algunos vecinos que han lamentado la situación en la que se encuentran. Aunque lo han hecho con cierto recelo ya que tienen miedo de que los presuntos narcos ocupantes de la vivienda les amenacen, como ya ha ocurrido, por haberse posicionado con claridad contra la presencia de narcopisos en el barrio.

Bou, ante una puerta reforzada para evitar ocupaciones / CR
Bou, ante una puerta reforzada para evitar ocupaciones / CR

Bou ha accedido hasta la puerta de la vivienda ocupada. Allí ha podido comprobar como en un piso vacío del mismo rellano se ha puesto una puerta de chapa, que ha sido reforzada con otra chapa para evitar la ocupación, aunque permanecen visibles las huellas de que se ha intentado forzar.

DESPERTA FERRO

El candidato del PP ha insistido en la idea de que hay que dotar con más medios a la Guardia Urbana y de que hay que crear un cuerpo especial para este tipo de situaciones. “Si la Guardia Urbana no logra su objetivo, se envía al cuerpo especial que se tiene que crear y, como decían los almogávares, desperta ferro y se desaloja el la vivienda”, ha dicho.

Bou considera que la propiedad privada es sagrada y tiene que ser respetada por todo el mundo, al tiempo que ha acusado al actual equipo de gobierno municipal, presidido por Ada Colau, de haber abandonado el distrito. “No puede ser que pasen estas cosas y que nadie haga nada”, ha afirmado. “Se deben tomar medidas y evitar que los vecinos tengan que convivir con este tipo de situaciones”, ha añadido.

Y ha concluido afirmando que “si yo soy alcalde de Barcelona, este tipo de situaciones se acabarán inmediatamente”.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.