El presidente de la asociación Amics de la Rambla, Fermín Villar, ha pedido al Ayuntamiento de Barcelona más ayudas para las luces de Navidad. Concretamente, la entidad plantea al consistorio que acepte patrocinios para la iluminación del paseo. Ahora, el 25% las paga la propia asociación.

En una entrevista con Europa Press, Villar ha criticado que el consistorio pague en su totalidad las luces de las calles que no tienen asociaciones comerciales y que a ellos se les ofrezca el 75% de la financiación.

GASTO DE 30.000 EUROS ANUALES EN LUCES

"Amics de la Rambla, que tiene un presupuesto de 200.000 euros anuales, 30.000 se los gasta en luces. Es una barbaridad. Esto quiere decir que lo pagan los comerciantes", ha recriminado, y ha asegurado que hay multinacionales que se quieren implicar en el patrocinio de las luces.

Fermin Villar, presidente de Amics de la Rambla / EUROPA PRESS
Fermin Villar, presidente de Amics de la Rambla / EUROPA PRESS

CAMPAÑA DE NAVIDAD

Villar ha condicionado la campaña de Navidad a la movilidad en la ciudad y en el área metropolitana, ya que asegura que las personas que no residen en Barcelona y no tienen transporte público "tardan dos horas en coche".

"Nos da miedo la falta de visitantes", ha expresado, ya que considera que las dificultades para desplazarse provoca que las personas acaben comprando en centros comerciales -que también tienen su necesidad, en sus palabras- y no en las tiendas locales.

EL 37% DE LAS COMPRAS, DE FUERA DE BARCELONA

Así, Villar ha alertado de que el 37% de la compras que se hacen en Barcelona es de gente que no reside en la ciudad y ha lamentado que se equipare visitante con turismo: "Después nos quejamos de que cierran las tiendas tradicionales", ha concluido.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.