Una de las particularidades que resumen la esencia de Barcelona es la gran cantidad de culturas que acogen sus calles. Y uno de los ámbitos que se ha visto especialmente beneficiado de esta multiculturalidad es la gastronomía. Tanto los visitantes de la Ciudad Condal como los propios vecinos de la misma pueden disfrutar de una gran cantidad de sabores sin salir de los corazones de sus principales distritos.

Entre los diferentes sabores que ofrece, los últimos años ha destacado la presencia de la comida africana. A continuación, los mejores locales para disfrutar de esta sabrosa gastronomía

SPICE BCN

En la calle Amigó se encuentra el Spice BCN, uno de los nombres propios de este tipo de gastronomía. Especialmente recomendado para todos los amantes del picante, su gran especialidad es el pollo, uno de los platos que atrae a decenas de clientes cada día.

Además de por la cantidad de opciones que atesora su carta, el Spice BCN es característico por los diferentes postres con los que completa su propuesta. Conformando uno de los mejores lugares para conquistar cualquier paladar. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Hummm a verdade de la salsa 😋 @spicebcn #midialimenticia

Una publicación compartida de Larissa Mattes (@larissamattes) el

ABISSÍNA

Nos tenemos que desplazar hasta el barrio de Gracia para conocer otro de los restaurantes africanos con más renombre de la capital catalana. Es el caso del Abissína, un local que guarda a la perfección las costumbres del país africano. Tanto es así que una gran parte de sus platos están pensados para ser comidos con las manos. 

Se encuentra situado en la calle Torrent de les Flors. Y su visita merece la pena por lo bien ambientado que está todo el espacio, dando la sensación a todos los comensales de haber viajado cientos de kilómetros sin salir de este conocido distrito barcelonés.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

📍Carrer torrent de les flors n.55 BCN

Una publicación compartida de Abissínia (@abissinia.restaurante) el

FONI

En la calle de l’Est, 9 está situado el Foni. Con el paso de los años se ha consolidado como toda una referencia para los amantes del cuscús y del arroz, dos de sus especialidades. Si bien es cierto que no es el restaurante que más variedad presenta, la realidad es que todos sus platos están mimados y cocinados rozando la excelencia en cada creación. Al margen de la comida, también destacan sus mojitos, habiéndose convertido en una de las señas de identidad de este local.