Últimamente las influencers más conocidas de Instagram nos están poniendo los dientes largos, en sus idílicas imágenes aparecen bebiendo cafés de colores. Sí, como lo oyes, los cafés de color rosa, azul, verde o coral, el color del año según Pantone, son espectacularmente 'instagrameables'. Aunque parezca pura química tan sólo son unos colorantes alimentarios mucho más bonitos que el anaranjado que se le suele echar a la paella. 

Ahora el café con leche ya no tiene que ser de color beige, con estas pinturas comestibles desarrolladas por Firebox ya nos podemos olvidar del té de Sirena o de la bebida para Milennials, esto es mucho más cool.  

Colorantes alimentarios / FIREBOX
Colorantes alimentarios / FIREBOX

Coffe paints colorantes / FIREBOX
Coffe paints colorantes / FIREBOX

El proceso de creación cromática es muy sencillo, solo hay que echar un poco del colorante elegido en la leche y calentarla en un cazo o en el microondas. Cuanto más colorante se agregue, más intenso y deslumbrante será el color. Cuando el líquido se junta con el café se intensifica un poco más el color, pero no estropea su saber, sino que lo convierte en una bonita bebida que nos hará ver el día de otro color

Cafe de colores / FIREBOX
Cafe de colores / FIREBOX