ARCHIVADO EN:

La pandemia de coronavirus ha comportado un cambio en determinados hábitos. Muchos sectores se han visto obligados a reinventarse e innovar ante esta difícil situación sanitaria.

La peluquería es una de las actividades que se han resentido. Las restricciones y el temor al contagio han provocado que los servicios hayan caído en más de un 35% durante la época navideña en toda España, una tendencia que Barcelona no burla.

Ante esta situación, diversas empresas del sector han optado por ofrecer sus servicios a domicilio, combinando así una mayor seguridad sanitaria con la comodidad de evitar desplazamientos.

CENTROS

Son varios los centros que facilitan esta posibilidad a sus clientes en Barcelona. VIP Estilistas, Klasix o Raffel Pagès son algunos de los centros que ofrecen este servicio.

La última firma que se ha sumado a esta tendencia en la capital catalana ha sido Llongueras. La marca ha lanzado Llongueras en casa, un servicio de belleza premium a domicilio que cuenta con cuatro establecimientos en la ciudad con profesionales que realizan este servicio.

Mediante la web de la cadena y su aplicación, Llongueras Prime, se podrá realizar la reserva. El catálogo de servicios que ofrece la compañía es diverso, desde un corte de pelo hasta manicuras, pedicuras y diversos tratamientos.

Si quieres leer más noticias como esta y estar informado de la actualidad de Barcelona, descárgate nuestra app para iOS y Android.