21 Buttons la lía con las cajas de las influencers. Si ayer explicábamos el monumental cabreo que había tenido la instagramer Aretha Fusté debido a un producto de la caja personalizada que realiza mensualmente con la startup y a la que están suscritas miles de seguidoras, ahora le ha tocado el turno a Laura Escanes

La creadora de contenido se ha llevado un disgusto al comprobar que en las cajas de este mes, que personaliza cuidadosamente con sus productos preferidos, había unas diademas que no había escogido ella. Estas eran muy parecidas a las que seleccionó, pero de una calidad muchísimo peor

LAURA ESCANES, LA CARA VISIBLE DEL ERROR DE 21 BUTTONS

La joven influencer detectó el error gracias al alud de quejas a través mensajes y mails que recibió pocas horas después de que llegaran los primeros paquetes. Las seguidoras de Laura Escanes se mostraban decepcionadas por la calidad del producto, ya que pagan mensualmente una cuantía económica para recibir artículos bien fabricados. 

Esta misma mañana la instagramer se ha visto obligada a pedir disculpas. Visiblemente afectada por la situación, ha argumentado que tanto ella como la startup están haciendo lo posible por arreglar la situación: "Me alegro de que se esté solucionando el tema de las diademas. Que hayáis podido acceder a la devolución del importe y que más o menos se esté solucionando, aunque no tendría que haber pasado y al final yo soy la cara visible y en parte responsable. Cualquier consulta o queja podéis hacerla tanto al equipo de 21 Buttons, como a mí, que estaremos pendientes", argumentaba.