En las calles de Barcelona se esconden multitud de tiendas con temáticas muy diversas. Entre ellas, los locales de estética y cosmética cuentan con una gran presencia en los principales barrios de la ciudad. En los últimos años, la ciudad catalana ha experimentado un importante aumento de tiendas especializadas en el cuidado estético. 

Por ello, hemos realizado una selección de las mejores tiendas de estética que existen en la capital catalana. Una serie de espacios en los que encontrar el equilibrio y el bienestar para tu cuerpo. 

ALQVIMIA

El principal atractivo con el que cuenta Alqvimia es que todos sus productos están elaborados con productos completamente ecológicos. Por ello, se ha posicionado como uno de los templos de todos aquellos que buscan cuidar su piel de la misma manera que cuidan su organismo.

En sus tiendas podemos encontrar productos para todas las zonas de nuestro cuerpo. Además de una línea de propuestas especialmente diseñadas para mujeres embarazadas y niños pequeños. Alqvimia se encuentra ubicada en Rambla Cataluña, 24.

HENNA MORENA

Henna Morena es uno de los principales atractivos con los que cuenta el barrio de Santa Caterina y un referente en lo que a tiendas de estética se refiere. En Henna Morena, como su propio nombre indica, todos los productos y tratamientos que se realizan tienen en la Henna su ingrediente personal.

Este local está especializado en el cuidado del cabello, ofreciendo tratamientos en los que las propiedades reparadoras de este ingrediente se convierten en el centro de atención. Es importante saber, eso sí, que únicamente se puede acceder a uno de sus tratamientos con cita previa. Henna Morena está en la calle Esparteria, 12.

VEGERE

Vegere ha sido capaz de reunir en un mismo local dos disciplinas, a priori, bien diferenciadas: la estética y los productos veganos. La empresa asegura que ningún animal ha tenido que sufrir en el proceso de elaboración de sus productos.

Es uno de los centros de estética más llamativos de la Ciudad Condal. Y es que su decoración, realizada completamente en madera, llama la atención de todos los vecinos del barrio de Gracia. Se encuentra en la calle Ramón y Cajal, 32.