“Nunca pensé que lo peor de hacerse mayor fuera la soledad”. Es el mensaje de la última campaña de la asociación Amics de la Gent Gran. Sus carteles, que incluyen esta demoledora declaración, se pueden encontrar en diversos puntos de la ciudad como las paradas de metro buscando concienciar sobre el abandono que sufren los más mayores. Un problema invisible y muy real al que el Ayuntamiento quiere poner solución a través de las nuevas tecnologías. Concretamente, con una aplicación.

Se trata del programa Vincles, “destinado a paliar la soledad emocional y social de las personas mayores de 65 años”, como define el consistorio. Hasta aquí todo normal, pero este programa no es un programa al uso, ya que es a través de una app que se canaliza esta compañía. Con ella, los usuarios pueden mantener teleconferencias, recibir mensajes que les sean de interés o acceder a información de su entorno más cercano. Se la pueden instalar en una tablet que proporciona el propio Ayuntamiento o bien, en una que ya tenga el usuario.

En cuanto a su uso, las personas inscritas en el programa disponen de dos redes diferentes de amigos: los de su confianza y los que crean a partir del programa municipal, que como ellas, son personas mayores. Al grupo se suma un dinamizador que es el encargado de animarles a participar en las actividades que se organizan en sy comunidad.

app mayores
Los usuarios son personas mayores de 65 años que se sienten solas / Ajuntament

EXTENSIÓN DEL PLAN

El Ayuntamiento de Barcelona puso en marcha este programa digital en enero con una prueba piloto en los barrios de l’Antiga Esquerra de l’Eixample, la Nova Esquerra, Sant Martí, Besós Maresme y La Verneda. Ahora, el consistorio prevé ampliar su uso a todos los barrios del Eixample y de Sant Martí para alcanzar los 400 usuarios en julio.

“El objetivo del programa es el de fortalecer las relaciones de las personas mayores por tal de que tengan más contacto del que tienen y a la vez, se creen nuevos grupos, haciendo que participen en la vida comunitaria de su entorno”, ha destacado la regidora de Infancia, Juventud y Personas Mayores, Carmen Andrés. Toda una declaración de intenciones con la mirada puesta en la era 3.0.