Nueva polémica en el seno del Ayuntamiento. Para unos será el último feo que hace el Gobierno municipal a la institución; para otros, la máxima gesticulación que ha hecho la oposición con tal de desgastar al ejecutivo de Colau. Este martes estaba previsto que a las 16:30 horas se celebrara la Comisión de Economía y Hacienda del Ayuntamiento de Barcelona. Sin embargo, esta se ha suspendido. Ante la ausencia del máximo responsable del área, Gerardo Pisarello, el grupo Demòcrata, C's, ERC y PP han decidido levantarse e irse de la sala.

El miembro del ejecutivo ha excusado su ausencia de última hora para viajar a Madrid y participar en un acto que tendrá lugar mañana a las 12 horas en el Congreso de los Diputados. Tal como ha señalado el consistorio en un comunicado, el encuentro corresponde a una cimera en la que distintos ayuntamientos denunciarán el "ataque al municipalismo" que suponen los Presupuestos General del Estado. La mayor parte de la oposición, sin embargo, no se ha tomado nada bien este viaje de última hora.

LOS PARTIDOS ACUSAN A PISARELLO DE ANTIDEMÓCRATA

Nada más empezar la comisión, la presidenta de esta y líder municipal de C's, Carina Mejías, ha leído un comunicado firmado por todos los grupos de la oposición (a excepción de la CUP – Capgirem Barcelona). Según el grupo Demòcrata, C's, ERC y PP, el viaje de Pisarello responde a “intereses personales” y responde a “una actitud de rechazo y menosprecio de las instituciones”. Una falta de compromiso que “esconde, en realidad, un principio perverso: obstruir y hacer invisible la labor de la oposición”. Por último, tal como ha pronunciado Mejías, la ausencia del máximo responsable de la cartera de Economía “evidencia una intolerable falta de cultura democrática" por parte de "aquellos que curiosamente se llenan la boca como defensores de una democracia que no respetan”.

Por su parte, la CUP – Capgirem Barcelona ha querido hacer valer su voz en la comisión y el consejero de la izquierda independentista, Josep Garganté, se ha desmarcado de la postura del resto de partidos. “Acabamos de descubrir que no somos solamente la oposición al Gobierno, sino que somos la oposición de la oposición”, ha dicho con tono irónico. Tal como ha recordado Garganté, “a nosotros los personalismos no nos gustan y entendemos que nadie es imprescindible”. “Tanto nos da que no venga Ada Colau para hablar de seguridad cuando toca, porque nunca lo ha hecho”, así como que “ahora no venga Gerardo Pisarello, alcalde accidental”.

EL REGLAMENTO CONTEMPLA LA AUSENCIA

En representación del Gobierno municipal, el regidor Agustí Colom ha defendido que, ante la ausencia del un miembro del Gobierno, “no se acaba el derecho a participar, a debatir y a las funciones de control o de impulso” en la comisión del consejo municipal. De hecho, Colom les ha recordado al resto de ediles que el propio reglamento de las comisiones contempla lo sucedido y que el Gobierno municipal ya estaba suficientemente representado por dos de sus miembros: la regidora de Comerç, Monsterrat Ballarín, y él mismo como consejero de Empresa y Turismo. Al acabar su turno de palabra, el resto de consejeros se han levantado de sus sillas y se han ido de la Sala Lluís Companys.

Ya en declaraciones a la prensa, Colom ha enfatizado, en la línea de la CUP, que “el impulso o el control no es nunca al miembro del Gobierno municipal, sino al conjunto del Gobierno”. “No es la primera vez que un miembro [de la comisión] no ha estado aquí como gobierno o como oposición”, ha señalado. Por último, el regidor ha “lamentado” la reacción de la oposición y la ha tildado como “desmedida”.

“A LOS REGIDORES DE ADA COLAU YA NO LES INTERESA LA CIUDAD”

A diferencia del punto de vista ofrecido por el ejecutivo, la consejera del grupo Demòcrata, Sònia Recasens, posteriormente ha señalado que la ausencia de Pisarello se puede interpretar como “dejadez de funciones”. “Últimamente a los regidores de Ada Colau ya no les interesa la ciudad de Barcelona”, ha considerado Recasens tras la polémica, aunque, bajo su punto de vista, “nunca les ha interesado [Barcelona] y utilizan la institución como un trampolín para otro proyecto político”.

Sònia Recasens, del grupo Demòcrata, atiende a los medios tras haberse ido de la comisión de Economía y Hacienda / DGM

Por su parte, Mejías ha denunciado que Pisarello no haya avisado con 48 horas de antelación y ha vinculado el acto en el Congreso de los Diputados como un evento en el que solo participan otros ayuntamientos gobernados por Podemos. “Este no es una acto al que el alcalde accidental tenga que asistir necesariamente”, ha sopesado. Con la reacción de hoy de los grupos de la oposición, Mejías espera que se marque “un antes y un después en estas actitudes”.

“QUE SE QUEDE EN MADRID”

Desde ERC, su consejera Trini Capdevila ha recordado a Pisarello que “podría haber cogido un AVE mañana por la mañana”, ya que el acto no tiene lugar hasta las 12 horas del miércoles. Ahora bien, “si él considera que la faena que va a hacer a Madrid es más importante que la que hace en la ciudad de Barcelona, le invitamos tranquilamente a que se quede en Madrid; tal vez que se plantee si tiene que plegar del Ayuntamiento o no”, ha declarado la consejera republicana.

Por último, desde el Partido Popular Javier Mulleras ha señalado sarcásticamente que “el Gobierno municipal de Ada Colau ha vuelto a hacer historia en este Ayuntamiento”, después de que “toda la oposición se haya plantado ante sus formas antidemocráticas”.