Más de una veintena de personas han resultado heridas este sábado, una de ellas de carácter grave, como consecuencia de una fuerte deflagración que se ha producido en el obrador de una panadería de la calle Marina, en el distrito del Eixample.

Los bomberos han recibido la alerta del fuego sobre las 7.00 horas de este sábado y se han trasladado al lugar de los hechos, donde han comprobado que la explosión había destruido completamente el obrador. Seis de los heridos han sido trasladados a centros hospitalarios, la mayoría por inhalación de humo.

Como consecuencia de la deflagración, cuyas causas se desconocen, se ha generado una columna de humo que ha obligado a los servicios de emergencia a confinar a los vecinos del bloque donde se ha producido la explosión, aunque el incendio ya está apagado y se está ventilando la zona, según han confirmado fuentes del Ayuntamiento.

La deflagración también ha provocado daños en el local anexo a la panadería y ha obligado a movilizar a doce dotaciones de los servicios de emergencia.